Opinión Columna


Transporte urbano


Publicación:18-10-2021
version androidversion iphone

++--

No pasa día, sin que las autoridades estatales no dejen de sorprendernos con sus hallazgos y sus afirmaciones.

No pasa día, sin que las autoridades estatales no dejen de sorprendernos con sus hallazgos y sus afirmaciones.

Tan es así, que ahora Samuel García señaló con índice de fuego que van en serio para mejorar el transporte urbano.

Y, para poner énfasis en sus aseveraciones, el joven gobernador advierte que el Estado retomará el control.

Pero por si quedará alguna duda señala a los cuatro vientos: ''empresario que no cumpla de irá''.

Así que espere resultados a la brevedad, sobre todo, cuando se trata de un problema que se acentuó los últimos seis años.

Y, por si se llegara a registrar algún transportista rebelde, de esos que se irían, el Estado comprará 510 unidades.

Y, para no variar, el joven gobernador de Nuevo León por lo visto, quien sabe hasta cuando dure su paciencia.

Sucede que durante su gira por el sur del Estado se percató de ''otras cosillas más'', de esas que le disgustan.

Resulta que se dio una vuelta por el recién inaugurado hospital del municipio de Galeana, la tierra del Bronco.

Ello, nada más para confirmar que Jaime Rodríguez Calderón antes de dejar su gestión abrió el puro cascarón.

Que al inmueble le falta todo su interior, por lo que ahora habrá que ponerle algo más que atención al asunto.

Es fecha, quieran o no, que no se ha podido precisar qué pasó con los recursos presuntamente destinados para la rehabilitación de las escuelas.

Al menos, las autoridades encabezadas por Jaime Rodríguez Calderón afirmaron tener una jugosa bolsa millonaria, antes de terminar, para las escuelas.

Por lo que muchos se fueron con la finta de que así sería y que los planteles educativos serían reparados en su totalidad para el retorno presencial.

Es más, como la noticia se dio a semanas de concluir su mandato, El Bronco confirmó el dato, sin advertir que esto al final de cuentas no sería posible.

Por lo que ahora, as autoridades estatales no han podido resolver ese acertijo, por lo que habrá de dar vista a los ''sabuesos'', porque se trata de una lana.




« El Porvenir »