##ctrlhtmlheadnotanoticia##
##ctrlheader##

Opinión Editorial


Sin miedo al éxito


Publicación:21-07-2022
version androidversion iphone

++--

En una muy buena reunión el presidente habló de la soberanía de los países, pero sobre todo de la cooperación con diálogo y respeto

En los últimos días nos quedó claro que tenemos un gran presidente, un presidente que no guarda silencio y no se censura a sí mismo.

En su visita a los Estados Unidos nuestro presidente obtuvo grandes resultados, la admiración de su pueblo y el respeto de un país considerado como una de las mayores potencias económicas del mundo.

Nuestro presidente Andrés Manuel López Obrador jamás ha tenido miedo de expresar sus ideas y eso lo ha convertido en un líder controversial, pero por supuesto un gran líder que piensa primero en su pueblo y en cada movimiento lo demuestra.

En su visita habló con respeto, pero en condiciones de igualdad con el presidente Biden. Comentó que está de acuerdo con la propuesta del Presidente Biden de bajar el precio de los combustibles y le comentó del gran éxito de ese ejercicio en la frontera de México, también de los buenos resultados de la refinería Deer Park, que adquirió México en Texas y donde produce gasolina gracias a la visión de nuestro presidente.

También el diálogo se centró en la necesidad de producir y fortalecer el mercado de ambos países para disminuir importaciones.

Y uno de los temas que no podía faltar es el de la migración, nuestro presidente está convencido de que regularizar la situación de las personas migrantes ayuda al desarrollo de ambas naciones porque la mano de obra siempre hace falta y quienes viajan lo hacen con ánimos de aportar, de trabajar.

Para Andrés Manuel mantener el status quo no ayuda a la transformación profunda que requieren los países, una transformación que ponga primero a las y los más pobres. Una transformación que humano e y dignifique a la ciudadanía por igual. 

En una muy buena reunión el presidente habló de la soberanía de los países, pero sobre todo de la cooperación con diálogo y respeto porque nuestros países están relacionados en todos los sentidos.

Es un orgullo tener un Presidente que no se achica nunca, que es sincero en su decir y actuar y que no le tiene miedo al éxito. A pesar de los malos augurios y malos deseos de sus opositores nuestro presidente López Obrador siempre vuelve triunfante de sus viajes.

Sin duda un verdadero ejemplo de cómo hacer política internacional.



« Jessica Martínez Martínez »
##ctrlfooter## ##ctrlhtmlbodyendnotanoticia##