Opinión Columna


Pocos a clases


Publicación:12-01-2022
version androidversion iphone

++--

Será el sereno, pero en el amanecer del retorno escolar, continúa muy, pero muy bajo el número de alumnos que acuden a las clases presenciales.

Será el sereno, pero en el amanecer del retorno escolar, continúa muy, pero muy bajo el número de alumnos que acuden a las clases presenciales.

Desde luego, el objetivo del gobernador Samuel García es incrementar la asistencia en beneficio de la educación ante la Pandemia del Coronavirus.

Por lo que en aras de privilegiar la enseñanza de manera personal, se hace el esfuerzo por que los niños regresen a las aulas y evitar el aislamiento.

Aunque habrá que ver si se mantiene esta inercia o se incrementa el alumnado en los planteles escolares o como dice la raza, pa' tras los filders.

Aunque de momento no se conoce postura formal del profesorado, a través de las redes sociales ya se gesta un movimiento en favor de las ''Clases en línea''.

Sobre todo, cuando se argumenta entre otras cosas, el riesgo de contagio de los grupos más vulnerables que son los niños y que en su gran mayoría podrían no estar vacunados.

Amén de que los trabajadores del gis, advierten una sobre exposición del gremio, especialmente de aquellos que padecen ciertas comorbilidades, con riesgo de contagio.

Y, que afirman no cuentan con un servicio médico eficiente que garantice su bienestar y cuidados en caso de contraer el contagio del Coronavirus ahora en su variante Ómicron.

Por lo que en redes, ya se pide organizarse a fin de promover primeramente el rechazo de las clases presenciales e impulsar, el desarrollo de las mismas a la distancia.

Así que valdrá la pena averiguar cómo se desarrollan las cosas, particularmente cuando los maestros promoventes hacen el llamado, bajo el argumento de la solidaridad y la salud.

Pero mientras se aprecia todo ese escenario de voluntades por la educación, llama poderosamente la atención una cosa.

Que a estas alturas de la vida, en que se busca evitar los contagios del Coronavirus y retornos a la escuela, hay una Pandemia más.

La Pandemia que conforman los amantes de lo ajeno que siguen haciendo de las suyas, ante una inminente falta de vigilancia.

Por lo que continúa el daño de planteles escolares de todos los niveles y sectores de la entidad, sin que a la fecha se eviten.

Es más, hasta hay escuelas  que si ya ''debutaron'' en su calidad de víctimas, hay otras que son conocidas como clientes frecuentes.

Eso que se han promovido reformas, como un intento de ''blindaje'' para sancionar más severamente a quien dañe una escuela.

Así que ojo porque algo está fallando en el en granaje por la protección del patrimonio educativo y no son precisamente las leyes.

Aparejado a disparo de los contagios a causa del Coronavirus en su variante Ómicron, la a cual dicen es más contagiosa, se dispara la oferta de ciertos productos.

Por ejemplo del gel antibacterial, los cubrebocas, los sanitizantes, pero aunado a ello, se ofertan en redes sociales tanques de oxígeno y camas médicas.

En los consultorios privados, que antes restringían la atención a sospechosos Covid, ahora se les abre la puerta ante el incremento de los contagios que aumenta su demanda.

Así que ojo, porque de acuerdo a las estimaciones de las autoridades estatales de Salud, en por lo menos unas dos semanas más se podría estar viendo un escenario muy grave.

Los que por lo visto prefieren no correr riesgo son los legisladores locales, quienes éste día celebrarán la sesión permanente de manera virtual.

Sin embargo se informa que se podrá seguir los trabajos de la transmisión en vivo, como una forma de proteger a la población de los contagios Covid-19.

Lo cuál recuerda que ante el inicio de la Pandemia, la pasada legislatura, los diputados locales fueron de los primeros en poner pies en polvorosa.




« El Porvenir »