Cultural Más Cultural


Reflejó el humanismo del siglo 20: Conarte

Reflejó el humanismo del siglo 20: Conarte
Ricardo Marcos González, presidente de Conarte, aseguró que a Rangel Guerra se le recordará siempre.

Publicación:07-05-2020
++--

"Rangel Guerra fue un hombre fuera de serie que sembró en tierra fértil la consciencia de los jóvenes universitarios"

Monterrey, NL.-El Consejo para la Cultura y las Artes de Nuevo León recordaron al humanista Alfonso Rangel Guerra, a quien calificó como un hombre de pensamiento, cuyas letras reflejaron el humanismo del siglo 20,

"Fue un estudioso, investigador y apasionado de la obra de Alfonso Reyes, y lleva a todos, inevitablemente, a reflexionar sobre el reencuentro entre dos hombres de la misma talla, pero de épocas distintas", expresó dicho consejo.

"Rangel Guerra fue un hombre fuera de serie que sembró en tierra fértil la consciencia de los jóvenes universitarios quienes tuvieron la dicha de tenerlo como profesor e iniciador de la Facultad de Filosofía y Letras, además de Rector de la Universidad Autónoma de Nuevo León", puntualizó.

Ricardo Marcos González, presidente de Conarte, aseguró que a Rangel Guerra se le recordará siempre.

"El Gobierno del Estado, a través de Conarte, le rindió homenaje a este gran humanista el año pasado, en la 40 Feria Internacional del Libro del Palacio de Minería, donde tuvimos oportunidad de reconocerlo y convivir con él. Es muy triste su partida, lo extrañaremos mucho. Mis más sentidas condolencias a su familia; esposa, hijos y nietos", mencionó Marcos González.

Por su parte, Fernando Treviño, quien fuera Secretario Técnico del Consejo durante la gestión de Rangel Guerra, recordó aquella época en la que compartieron su trabajo.

"Manejó Conarte con mucha inteli-gencia, con mucha sabiduría, con mu-cho conocimiento de lo que es el arte y de la misión de Conarte. En 2004, du-rante su gestión hubo una serie importante de actividades que aún hoy tienen huella, como Ópera de Nuevo León y la gran cantidad de exposiciones sobre el estado de Oaxaca, tanto pictóricas como fotográficas", enfatizó.

"En su gestión, la Casa de la Cultura de Nuevo León tuvo una gran transformación para darle una presencia más fuerte dentro de la Ciudad y de sus alrededores. Fue un gran intelectual y que siempre vivía con mucha prudencia y sin afán de protagonismos; cultivaba y hacía el esfuerzo por proyectar, no nada más en México, sino internacionalmente, a Alfonso Reyes. Su huella perdurará siempre, y será recordada en el mundo de las artes, las letras y como educador, en el mundo entero", finalizó.



« El Porvenir »