Económico Valores


Sener destaca que México es un país rico en petróleo

Sener destaca que México es un país rico en petróleo


Publicación:04-11-2020
++--

La dependencia detalló que el país dispone de un potencial de 112 mil 946 millones de barriles de petróleo crudo

CIUDAD DE MÉXICO.- México es un país petrolero rico, pero la explotación futura de esos recursos quedará en su gran mayoría en manos del Estado a través de Petróleos Mexicanos (Pemex), aseguró la Secretaría de Energía (Sener).
En su Plan Quinquenal de Licitaciones para la Exploración y Extracción de Hidrocarburos 2020-2024, la dependencia detalló que el país dispone de un potencial de 112 mil 946 millones de barriles de petróleo crudo, "lo que equivale prácticamente al doble de los recursos extraídos en el país en los últimos 100 años".
De ellos, 57% corresponden a recursos no convencionales y 43% convencionales.
El documento, publicado este miércoles 4 de noviembre, sostiene que "la Nación aún cuenta con un gran potencial petrolero que, a través de las actividades petroleras -de la mano de Pemex-, para la evaluación y reclasificación de estos recursos serán traducidas a reservas que con la política actual se administre la producción de hidrocarburos en cumplimiento que demanda el sistema nacional de refinación".
Esto quiere decir que programará la extracción en la medida en que lo demanden las refinerías que opera Pemex; el programa no contempla las necesidades de la nueva refinería de Dos Bocas y no se descarta que la producción de privados sea vendida al Estado o utilizar el inventario de áreas para apoyar las metas de producción del Plan Nacional de Desarrollo.
El gobierno federal, a través de la Sener, reconoce que no rehuye a considerar los recursos no convencionales como el crudo y el gas shale; sin embargo, señala que aunque son la mayor proporción de los recursos prospectivos, "no han sido documentados".
Lo anterior refuerza la premisa de que, para aumentar el conocimiento de estas áreas, la incorporación de reservas y la producción de hidrocarburos es necesario incentivar la inversión en estudios exploratorios, particularmente en el área del Golfo de México Profundo y de las Cuencas precursoras de recursos no convencionales.
Incluso abre la posibilidad de evaluar el desempeño derivados de los contratos de Exploración y Producción (CEE), 103 vigentes adjudicados en las pasadas rondas de licitación a empresas privadas, "identificando los mejores escenarios para el desarrollo de la Nación, pero de forma anual la Sener realizará una evaluación de los mismos y en razón de los resultados obtenidos, podrá actualizar el contenido del presente Plan Quinquenal, ya que no se puede garantizar técnicamente la producción de algunos contratos privados".
Por ello, el gobierno federal priorizará inversiones en aguas someras y terrestres convencionales "relegando" actividades en aguas profundas y terrestre no convencionales, considerando restricciones presupuestales, requerimientos de incorporación de reservas, nuevos descubrimientos con mayor potencial y el riesgo de incumplimiento en la ejecución de CEE.
La estrategia se centra en elevar la producción de petróleo crudo, que derivada de la política energética vigente, pueda repuntar a partir del 2022 -sólo por los trabajos de reconfiguración de las seis refinerías existentes, excluyendo la nueva refinería de Dos Bocas- y echando mano de la producción de los contratos privados para asegurar la demanda de las refinerías mexicanas, estimada en un millón 540 mil barriles diarios.
Bajo esta perspectiva, se prevé que el pico más alto de producción de aceite se obtendrá en el 2031, con 2 millones 130 mil barriles diarios.
El Plan "sienta las bases para la correcta administración y distribución de los recursos petroleros en el subsuelo a nivel nacional, con el objeto de alcanzar la soberanía energética en los años venideros, por lo que su aplicación coadyuvará al rescate de las empresas productivas del Estado, en este caso Pemex y sus empresas productivas subsidiarias para que sean palanca del desarrollo nacional, y en conjunto con los privados detonar el desarrollo del sector energético.
Sin embargo, la dependencia encargada de la política energética de México reitero que, "durante esta administración no se realizarán licitaciones de áreas contractuales administradas por el Estado en tanto los CEE adjudicados demuestren beneficios tangibles".
Reiteró que anualmente la Sener realizará una evaluación de los mismos y, en razón de los resultados obtenidos, podrá actualizar el contenido de este plan quinquenal.


« El Universal »