Económico Valores


Afirma Banorte que lo peor del impacto por Covid ya pasó

Afirma Banorte que lo peor del impacto por Covid ya pasó


Publicación:24-07-2020
++--

Considera que se debe avanzar ya en la recuperación económica.

Ciudad de México / El Universal Luego del fuerte golpe a la actividad económica por la pandemia de Covid-19 en el segundo trimestre del año, Grupo Financiero Banorte consideró que lo peor ya pasó y que a partir de este momento debe avanzarse en la recuperación económica. “Yo creo que ya pasó lo peor, no sabemos exactamente cuánto va a durar, todos estamos esperanzados a que lleguen las vacunas, pero lo que sí es cierto es que ya aprendimos a vivir con él y cada vez estamos mejor y eventualmente vemos salida al final del túnel”, dijo el director general del grupo, Marcos Ramírez. En conferencia de prensa para dar a conocer los resultados financieros al segundo trimestre de Banorte, el directivo comentó que hay optimismo sobre la recuperación hacia los próximos meses. “Con que empiece lenta la recuperación yo creo que va a ser suficiente y estamos medianamente optimistas. En el trimestre pasado lo terminamos con la pandemia, este trimestre es el primero en el que desde que lo empezamos hasta que terminamos fue todo el tiempo con pandemia, aprendimos a hacer negocios y a sobrevivir”, explicó. En ese sentido, el director de análisis económico de Banorte, Gabriel Casillas, dijo que empiezan a observarse algunos indicadores que marcarían el inicio de la recuperación después de los peores días de la contingencia sanitaria. “Los datos nos dejan ver que lo peor ya pasó, y poco a poco se va recuperando la economía”, dijo. Al segundo trimestre del año, Banorte difirió el pago de créditos de poco más de 610 mil clientes, lo que representa 11% de sus usuarios y una cartera equivalente a 131 mil 701 millones de pesos. Así, de abril a junio pasado, la utilidad neta de Grupo Financiero Banorte fue de 6 mil 518 millones de pesos, una disminución anual de 25%, ante las provisiones realizadas por el banco para mitigar el impacto en su cartera de crédito por la crisis de Covid-19, por un monto total de 4 mil 868 millones de pesos. La firma detalló que su la cartera de crédito vigente alcanzó 791 mil 637 millones de pesos, 3% por arriba de lo registrado en el mismo periodo de 2019. SUMAN 15.7 MILLONES DE PERSONAS SIN EMPLEO EN MÉXICO El número de personas adultas que se encuentra sin empleo sumaron 15.7 millones al cierre de abril pasado, 2.1 millones de desempleados más de los 13.6 millones de la población no económicamente activa pero que está disponible para trabajar, revela la Encuesta Telefónica sobre Covid-19 y Mercado Laboral, llevada a cabo por el Inegi. De los 13.6 millones de la población no económicamente activa disponible para trabajar, 87.1% (11.9 millones) fueron personas ausentes de un trabajo o que deseaban trabajar, pero no buscaron trabajo por el Covid-19, mientras que 12.9% (1.7 millones) estuvieron ausentes o deseaban trabajar pero no buscaron trabajo por otras razones (falta de materia prima, clientes, vacaciones, etc.). Por su parte, de los 11.9 millones de la población disponible para trabajar que estuvo ausente de su trabajo o deseaba trabajar, pero no buscó trabajo por el Covid19; 65.7% (7.8 millones) estuvieron ausentes de un trabajo por la emergencia sanitaria y 34.3% (4.1 millones) deseaban trabajar, pero no buscaron trabajo por la pandemia. En abril, la encuesta reveló una población ocupada de 32.9 millones de personas, que representa una tasa de ocupación del 48.2% de la población de 18 años y más usuaria de teléfono. De los 32.9 millones de personas ocupadas, 7.2 millones son ausentes temporales con vínculo laboral o que fueron suspendidas durante la contingencia sanitaria, cifra que representa el 21.8% del total de ocupados. Derivado de las medidas de distanciamiento social para contener la pandemia del Covid-19, 23.5% de los ocupados en abril tuvo que trabajar desde su casa, 42.3% disminuyó su jornada de trabajo durante la contingencia sanitaria; mientras que 46.1% redujo los ingresos derivados de su trabajo, 5% recibió algún apoyo gubernamental y 89. 8% no recibió ningún tipo de apoyo. Del total de ocupados, 75% declaró contar con las condiciones de seguridad e higiene en su trabajo para enfrentar la contingencia sanitaria y un 25% no cuenta con dichas condiciones. Por otra parte, 6.1 millones de trabajadores subordinados y remunerados que fueron suspendidos de su trabajo durante la contingencia sanitaria, cifra equivalente a 25.1% del total; porcentaje que entre los hombres en la misma posición en la ocupación representó 24.4% y en las mujeres 26.3 por ciento.


« El Universal »