Sabias Que Local


Promete Cienfuegos enaltecer lugares típicos regios

Promete Cienfuegos enaltecer lugares típicos regios
Paco.

Publicación:17-05-2021
++--

El candidato de la coalición "Va Fuerte por Nuevo León", Francisco Cienfuegos Martínez, se comprometió a enaltecer los lugares típicos de la capital nuevoleones

El candidato de la coalición "Va Fuerte por Nuevo León", Francisco Cienfuegos Martínez, se comprometió a enaltecer los lugares típicos de la capital nuevoleonesa.

Cienfuegos Martínez, visitó el Mercado Juárez donde escuchó sus necesidades e inquietudes, observó las instalaciones del lugar y detectó áreas de oportunidad para poder conservar de la mejor manera posible a este ícono del centro de la ciudad, el cual estaría dentro del Distrito Centro que tiene planeado el candidato tricolor, para lograr un desarrollo urbano ordenado y sustentable del primer cuadro de Monterrey.

“Tuve la oportunidad de visitar el Mercado Juárez y detectamos áreas de oportunidad. Lo importante es reactivar la economía no únicamente en la productividad de los comercios, sino también para poder tener una incidencia en el aumento del número de empleos”, mencionó Cienfuegos Martínez.

“Hay que enaltecer los lugares y los centros típicos de nuestra ciudad. El Mercado Juárez es un ícono que ha sobrepasado generación tras generación, y todo este primer cuadro lo convertiremos en un gran Distrito Urbano, que pueda tener una mejor accesibilidad, mejor calidad para cada uno de los usuarios, de los propietarios y de los comerciantes que existen dentro del mercado”, puntualizó.

Es toda una tradición para las familias regiomontanas acudir al Mercado Juárez para adquirir alimentos, artesanías, dulces regionales y hierberías; así como otros mercados similares como el Mesón Estrella o el Marcado Campesino, en donde también los habitantes de la capital de Nuevo León acuden a comprar frutas, verduras, alimentos de la canasta básica, así como el tradicional cabrito que no puede faltar en las fiestas y reuniones familiares. (CLR)





« El Porvenir / César López »