Sabias Que Económico


Pese a plan, AICM aún no soluciona la saturación

Pese a plan, AICM aún no soluciona la saturación


Publicación:14-03-2022

TEMA: #AICM  

version androidversion iphone
++--

En 2024, se añadió en el documento, con las acciones que se plantean en las dos terminales se habrán de resolver sus problemas más críticos.

CIUDAD DE MÉXICO.- El gobierno planeaba solucionar la saturación del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) en el corto plazo.
Con el proyecto de modernización de la terminal, la administración actual se comprometió a "abandonar la improvisación y generar un proyecto asequible, en el que no queden áreas de oportunidad por cumplir.
"Todo lo que se haga sin planeación estará destinado al fracaso, por lo tanto, un compromiso puntual es trazar una ruta que permita alcanzar el aeropuerto moderno, suficiente y sustentable que demanda la población".
El Programa Institucional del AICM 2020-2024, que fue aprobado por su Consejo de Administración el 3 de septiembre de 2020, señala que se solucionaría "la situación de saturación" desarrollando un plan maestro para su modernización, pues se cuenta "con todos los recursos económicos materiales humanos y tecnológicos para consolidar un proyecto de corto y mediano plazos".
En el documento se reveló que, con el impulso del presidente Andrés Manuel López Obrador, se estableció un propósito asequible y con rumbo para tener un aeropuerto moderno y eficiente, visualizado una terminal distinta en el corto plazo e invirtiendo recursos públicos necesarios con responsabilidad, "sin tener que esperar un sexenio para ofrecer un servicio digno que esté a la altura de cualquier otro".
De acuerdo con el documento, al que tuvo acceso EL UNIVERSAL, se buscaba "no dejar atrás a nadie, no dejar a nadie fuera en la contribución histórica que [el] AICM hará para atraer mayor progreso y desarrollo económico en el centro del país, en conjunto con los aeropuertos Felipe Ángeles, en Santa Lucía, e Internacional de Toluca, para atender la demanda de transporte aéreo".
Criticó que los programas de inversión a su infraestructura fueron limitados en la administración pasada, mermando la calidad de los servicios y sometido a una intensa presión política para “inducir un cuello de botella en aras de la propuesta de modernidad neoliberal que significó el Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM), que se construiría en Texcoco".
Se puede afirmar que la intervención a través de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes "es oportuna y necesaria, y los resultados esperados no sólo son cuantitativos".
En 2024, se añadió en el documento, con las acciones que se plantean en las dos terminales se habrán de resolver sus problemas más críticos.


« El Universal »