Nacional Mas Nacional


"Sin atención, daños emocionales en niños"

Sin atención, daños emocionales en niños


Publicación:25-09-2022
++--

Han dejado de lado la salud socioemocional que dejó la pandemia en estudiantes, principalmente en niñas y niños

Para Leandro Chernicoff, socio fundador y director académico y de investigación de la organización civil AtentaMente, las autoridades educativas han encaminado sus esfuerzos para evitar la deserción escolar y hacer que aquellos alumnos que abandonaron las aulas regresen a los planteles, pero han dejado de lado la salud socioemocional que dejó la pandemia en estudiantes, principalmente en niñas y niños entre seis y siete años de edad y en adolescentes, lo que, a su juicio, generará mayor desigualdad y sufrimiento.

"Veo una saturación de las autoridades por subsanar temas de carácter logístico, más de carácter para ver qué se hace para que los niños regresen a la escuela para recuperar la matrícula. Esta es una problemática muy genuina, pero no hay que dejar de lado los trastornos sicoemocionales, como la ansiedad o la depresión, con la que regresaron estudiantes por estos más de dos años de pandemia", dice.

Hace unos días, AtentaMente, la asociación civil que dirige Chernicoff, ganó uno de los premios WISE por el programa que desarrolló: Educar para el bienestar.

El reconocimiento, otorgado por la Qatar Foundation, es considerado el más importante en materia educativa.

Esa asociación civil, creada en 2013, ha impartido el programa Educar para el Bienestar a maestras, maestros, directores y supervisores, entre otros, de 22 estados de la República mexicana y en estos momentos lo está haciendo en siete entidades, lo que ha impactado en 400 mil niñas, niños y adolescentes.

En charla con EL UNIVERSAL, Chernicoff precisa que el encierro causado por el Covid-19 afectó más a los estudiantes de entre seis y siete años de edad, así como a los adolescentes, y asegura que las autoridades educativas deben realizar un diagnóstico para emprender las acciones necesarias que puedan abatir esas afectaciones mentales.

"Hacer ese diagnóstico sería importante, pero el gobierno necesitaría del apoyo de las asociaciones civiles para poder atender las implicaciones que esto tendría en términos, por ejemplo, de las capacitaciones, el recurso humano y las atenciones", refiere el director académico y de investigación de la organización civil.

Explica que "si se quiere atender un problema socioemocional existen tres maneras de hacerlo: con atención universal primaria, con prevención secundaria y prevención terciaria enfocada.

"La primera es en la que brindas herramientas que ayudan de manera preventiva a 80% de la población; la segunda es cuando hay niñas, niños o adolescentes que ya están en una condición de riesgo, que sería 15%, y después existe 5% que ya está presentando alguna sicopatología, por ejemplo, una persona que tiene ideas suicidas o una depresión severa", sostiene.

¿Cuáles son los riesgos que existen si no es atendida esta parte socioemocional en los alumnos?, se le pregunta.

Nos estaríamos enfrentando a más sufrimiento y a una mayor desigualdad. El desarrollo y el cuidado de la salud mental en la primera infancia, por ejemplo, es algo que predice un montón de cosas que suceden durante la vida. Entonces, ¿qué puede pasar? Si no atendemos esta problemática y no intentamos atajarla pronto, ese deterioro socioemocional genera loops o ciclos muy nocivos, resalta.

¿A qué me refiero con esto? A que una niña o un niño, que tiene mayor dificultad de regulación emocional para poner atención o para relacionarse con otros, lo más probable es que aprenda mucho menos en la escuela y su trayectoria de desarrollo tenga mayores complicaciones, puntualiza el experto.

Pero ya en la adolescencia se enfrentará a mayores problemas de comportamientos disruptivos y de riesgo y lo más probable es que le cueste trabajo terminar la prepa, encontrar un trabajo y mantener relaciones saludables, explica Chernicoff.

¿Quiénes resultaron más afectados socioemocionalmente durante el encierro por la pandemia, los maestros o los estudiantes?, se le insiste.

"Ambos presentan problemas de salud mental. En ambos aumentaron los niveles de depresión, de ansiedad. Simplemente, el hecho de estar aislado fue un catalizador para que aumentaran casi todas las sicopatologías. Te puedo decir que hubo un mayor costo entre los alumnos en el desarrollo de las habilidades socioemocionales.



« El Universal »