Nacional Estados


Embargan bienes de ayuntamiento de Mérida

Embargan bienes de ayuntamiento de Mérida


Publicación:26-08-2021
++--

Por deuda de 588 mdp

CIUDAD DE MÉXICO.- Cuentas bancarias, las partidas presupuestales, así como propiedades a nombre del ayuntamiento de Mérida, quedaron señaladas bajo embargo este miércoles por un adeudo de 588 millones 761 mil pesos con banco Santander, correspondientes a la cesión de cuentas por pagar del arrendamiento de luminarias en el municipio. Este día venció el plazo que tenía el ayuntamiento de Mérida para pagar el adeudo con la institución financiera, ante lo cual se realizó una diligencia de embargo al municipio en la que participó la actuaria judicial adscrita al Juzgado Segundo de Distrito en Yucatán, Kathy de la Cruz Aguilar Vega, el apoderado legal del Municipio de Mérida, Joaquín Roche Chami, y la representación legal del banco. De acuerdo con información de Santander, en la diligencia el municipio manifestó que había proporcionado un listado de 73 bienes inmuebles del dominio privado para el embargo, pero al no acreditar la propiedad de dichos inmuebles, y dado que no se acreditó tampoco su valor, no fueron considerados para el embargo. "En consecuencia se procedió a señalar para embargo las partidas presupuestales 3942 y 3951, así como 85 inmuebles y 5 bienes muebles, y los recursos depositados en todas las cuentas a nombre del Municipio en el sistema financiero mexicano hasta cubrir el monto total del adeudo", explicó Santander. Ante la resolución de embargo, el acta correspondiente a la diligencia regresará al juez en la Ciudad de México para que se giren los oficios a autoridades como la Comisión Nacional Bancaria y Valores para las cuentas bancarias, y el Registro Público de la Propiedad para los inmuebles dando cuenta del embargo. "Banco Santander sigue abierto a explorar soluciones con el municipio a fin de evitar el impacto que esta medida implica, y dispone de propuestas viables que ha puesto. El litigio con el ayuntamiento de Mérida data desde 2011, cuando la localidad firmó un contrato de arrendamiento con opción a compra de luminarias con AB&C Leasing, quien posteriormente transmitió los derechos de ese arrendamiento a Banco Santander México, lo cual fue notificado al municipio". Ante el cambio de administración ese mismo año, el Municipio de Mérida notificó al banco que no cubriría las cuotas del contrato argumentando que el Cabildo no había autorizado la transmisión de derechos. A partir de entonces, comenzó una serie de litigios en los que el Ayuntamiento no obtuvo resolución a su favor. En 2014, el Juez Tercero de Distrito en Materia Civil de la Ciudad de México, Felipe V Consuelo Soto, condenó al Municipio de Mérida a pagar el adeudo al banco, ya que tanto el contrato como la transmisión de derechos eran legales.


« El Universal »