Banner de aplicaciones

Monitor Software


SUSE cumple 30 años

SUSE cumple 30 años
Otro de sus hitos más destacados de SUSE en el ámbito comunitario de Linux es la creación en 2005 de openSUSE

Publicación:13-09-2022
++--

Como uno de los referentes del Linux empresarial.

SUSE cumple 30 años. La compañía alemana y el primer proveedor de soluciones profesionales basadas en Linux todavía en activo, continúa su camino tras más de tres décadas como uno de los referentes del segmento.

De hecho, siendo estrictos, SUSE celebró su treinta aniversario el pasado 2 de septiembre, aunque como se suele decir, nunca es tarde si la dicha es buena, y no está de más recordar brevemente la trayectoria de la firma del camaleón aprovechando la efeméride. Y es que fue solo un año después de que Linus Torvals anunciase el lanzamiento de Linux, cuando SUSE echó a andar.

Lo hizo bajo el acrónimo S.u.S.E., por «Software- und System-Entwicklung» o «software y desarrollo de sistemas» en la forma de una pequeña empresa de servicios profesionales en torno al nuevo kernel. Ya en 1994 lanzaron S.u.S.E. Linux 1.0, la primera versión de su propia distribución, que en un principio se basó en Slackware, aunque más tarde cambiaron su base por la extinta Jurix.

Desde entonces desarrollan su propio sistema basado en Linux, SUSE Linux Enterprise (SLE), uno de los más veteranos y reconocidos en la actualidad, así como uno de los que mayor impacto tienen en el mercado profesional. Por supuesto, SUSE colabora de una manera -colaborando con el desarrollo- u otra -económicamente- con muchos de los componentes que usan, desde el mismo kernel Linux a muchos otros.

Otro de sus hitos más destacados de SUSE en el ámbito comunitario de Linux es la creación en 2005 de openSUSE, una de las distribuciones comunitarias más populares, con dos ediciones bien diferenciadas: openSUSE Leap, basada en SLE y enfocada en la estabilidad, y openSUSE Tumbleweed, de modelo rolling-release o actualización continua. Para el futuro más inminente, sin embargo, se esperan cambios profundos en el ecosistema de productos de la compañía.

Hablamos de Adaptable Linux Platform (ALP), la apuesta de futuro sobre la que construir su sistema y que afectará tanto a la propia SUSE como a openSUSE Leap, para ser exactos. ALP moldeará el futuro de SUSE, pero sin prisas: lo último de empresa y comunidad es SUSE Linux Enterprise 15 SP4 y openSUSE Leap 15.4, respectivamente, y tienen mucho recorrido por delante, todavía.

No obstante, si te interesa adelantarte un poco a los acontecimientos, solo por curiosidad, en el «micro» está la clave.

Pero si en el aspecto técnico SUSE ha pasado por cambios, en el corporativo lo ha hecho a lo grande: en 2003 SUSE fue comprada por Novell y quedó relegada a una división más de sus departamentos; en 2006 firmaron el polémico acuerdo de colaboración con Microsoft que les valió la repudia de parte de la comunidad; en 2010 The Attachmate Group compró a Novell y la situación mejoró sustancialmente para SUSE, que pasó a ser una unidad de negocio independiente; en 2014 The Attachmate Group se fusionó con el proveedor británico de software y servicios de consultoría empresarial Micro Focus…

Y así quedaba el repaso en 2017, cuando nos hacíamos eco del 25 aniversario de SUSE. Desde entonces, las acontecimientos se sucedieron más rápido si cabe: en 2018 Micro Focus vendía todos sus activos relacionados con SUSE a una empresa de capital privado llamada EQT; en 2019 SUSE se declaraba una vez más como una compañía independiente, aunque caben matices con el adjetivo; un poco más tarde ese mismo año, la compañía cambiaba de CEO… Todo al tiempo que las relaciones con la comunidad se tensaban.

En 2019, openSUSE anunció que se replanteabla la relación con SUSE e incluso llevaron adelante una votación en la que valoraban cambiar de nombre, aunque finalmente todo quedó como estaba. Nada cambió, pero tampoco se había vivido nunca una situación similar.

A día de hoy la relación entre comunidad y empresa parece marchar correctamente y, como ya se ha mencionado, en lo que resulte ser Adaptable Linux Platform está el futuro próximo de ambas. Mientras tanto, sirva este somero repaso para reconocer los 30 años del camaleón del código abierto. ¡Por otros 30!



« Especial »