Banner de aplicaciones

Justicia Violencia Familiar


Rescatan a niñas en Guadalupe; hombre les hacía tocamientos

Rescatan a niñas en Guadalupe; hombre les hacía tocamientos


Publicación:30-04-2021
++--

Algunos vecinos que escucharon los gritos de las menores se acercaron para ver lo que estaba pasando y alcanzaron a ver los hechos

Dos niñas fueron rescatadas esta mañana por elementos de Seguridad  Pública y Protección Ciudadana en un domicilio donde un hombre les hacía tocamientos, en la Colonia Los Independientes, municipio de Guadalupe

Algunos vecinos que escucharon los gritos de las menores se acercaron para ver lo que estaba pasando y alcanzaron a ver los hechos, por lo que comunicaron de lo sucedido a las autoridades, alrededor de las 05:27 horas.

Una vez que llegaron los efectivos municipales, se percataron del presunto que realizaba tocamientos a las niñas.

El arrestado se identificó como Martín Lucas H., de 34 años de edad, quien se encontraba en aparente estado de ebriedad.

Las afectadas son dos niñas de 10 y 8 años de edad, a quien su  mamá las abandonó hace cuatro años y las dejó con el presunto, ya se encuentran a disposición del DIF municipal.

En la revisión de la casa se encontraron condiciones precarias para habitar, y se realizan las indagatorias correspondientes.

El día de ayer la policía rescató a dos menores de un domicilio donde los tenía su madre, afectada por problemas psicológicos y adicta a las drogas.

Alrededor de las 12:54 horas fueron los hechos, en una casa de la Colonia Valle de San Roque, en Guadalupe.

La propia familia es quien pidió el apoyo de las autoridades por las condiciones en que estaban los menores, un niño de 8 años de edad y una niña de 9.

Ante la presencia de los familiares de la mujer y los niños, así como del DIF, elementos de  la Secretaría de Seguridad Pública de Guadalupe hicieron el rescate.

La detenida, Mónica G., de 27 años, alcanzó a golpear a unos de los elementos con un tubo, para luego procederse con el arresto.



« El Porvenir / Gilberto López Betancourt »