De misiles antitanque a drones armados: desfile de armas

De misiles antitanque a drones armados: desfile de armas


Publicación:08-05-2022
++--

En Ucrania

CIUDAD DE MÉXICO/EL UNIVERSAL.- Se dice que quien ha jugado videojuegos, puede manipular un Javelin, un misil antitanque que es capaz de perforar los blindajes más poderosos y que se ha convertido en uno de los símbolos de la defensa ucraniana ante los ataques rusos. Equipado con una unidad de lanzamiento integrada con GPS y cámara infrarroja, el proyectil es expulsado para alcanzar su objetivo que puede estar a más de 4 mil metros de distancia por lo que permite al soldado resguardarse, incluso desde el interior de un edificio. Diseñado a finales de los 80 por las empresas Raytheon y Lockheed Martin, se empezó a utilizar a mediados de los 90 por el ejército estadounidense y fue una de las armas insignia en la invasión a Irak hace casi 20 años. Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Alemania y los Países Bajos encabezan la lista de los principales países que han mandado armamento a Ucrania frente al actual conflicto con Rusia. El envío de armas ha comenzado a intensificarse. Recientemente, Alemania se comprometió a enviar cuatro docenas de vehículos antiaéreos blindados, los llamados Gepard flakpanzer, diseñados tanto para defensa aérea como para atacar objetivos en tierra. Este blindado autónomo fue desarrollado en los años 70 del siglo pasado, pero aún es pieza importante en la defensa aérea de varios países. Además de los misiles antitanque y los tanques antiaéreos, el desfile de armamento a Ucrania incluye drones armados, radares de vigilancia aérea, embarcaciones costeras no tripuladas, lanzagranadas, cascos, chalecos, robots de detección de minas, municiones e incluso máscaras y ropa protectora contra posibles ataques químicos. Las armas siguen fluyendo hacia Ucrania, pero su fuerza aérea se ha reducido y es un punto débil difícil de subsanar; sin embargo, Occidente se ha negado repetidamente a proporcionar estas herramientas por temor a un conflicto de mayores dimensiones. Genaro Beristain, académico de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM, y especialista en seguridad internacional, señala que las armas siempre han acompañado a la humanidad desde sus inicios; empezando con nuestro pasado primate, cuando las herramientas de subsistencia se transformaron en armas al ser utilizadas para atacar o defenderse. "Las armas evolucionan porque van a la par del crecimiento de la humanidad. La guerra siempre ha acompañado a las sociedades a lo largo de su desarrollo, desde la confrontación por hambre hasta la confrontación política". El investigador afirma que a principios del siglo XX, la guerra tuvo un cambio sustancial con la mecanización total de las armas; y a finales de la primera mitad del siglo, la aparición de armas nucleares brinda otro giro sustancial: la posibilidad de acabar con grandes cantidades de personas, mediante la división del átomo como una herramienta de destrucción de la humanidad. "Antes de la segunda parte del siglo XX, era muy importante tener los ejércitos más grandes con numerosos tanques, submarinos, aviones, etcétera; pero posteriormente, la cantidad de armas no es tan importante como sí lo es su poder de destrucción". Paulatinamente se logra avanzar en un sistema de guía de misiles. "La tecnología ayudó a mejorar este tipo de sistemas y ahora es más conveniente atacar al enemigo a la distancia", señala el especialista y agrega que después de los atentados del 11 de septiembre de 2001 en EU, mejoró a pasos agigantados la inteligencia de las armas, mediante su digitalización. "Cobra más importancia el desarrollo de armas no tripuladas y los drones evolucionan con mayor autonomía con otro salto histórico, pues ya no se requiere el entrenamiento de un humano en el campo de batalla; ahora es factible seguirla con una computadora".


« El Universal »