Alemania inicia proceso de reapertura

Alemania inicia proceso de reapertura
No puede ser demasiado rápido, dijo sobre el levantamiento, e instó a seguir aún las reglas de distanciamiento social

Publicación:20-04-2020
++--

Merkel pide responsabilidad ante relajación de medidas

Berlín.- Alemania inició este lunes la primera fase de una operación de levantamiento gradual del confinamiento emprendida en un país que tiene "bajo control" la epidemia de coronavirus, pues por segundo día consecutivo el número contagios fue a la baja.

Muchas tiendas y comercios de alimentación, librerías o concesionarios de automóviles, entre otros, reabren sus puertas este lunes, siempre y cuando su superficie no supere los 800 metros cuadrados.

Se trata de la primera etapa de un plan de desconfinamiento elaborado por el gobierno de la canciller federal, Angela Merkel, junto con los dirigentes de los 16 Estados federados del país.

La canciller, cuya gestión de la crisis es bien valorada por los alemanes, espera de este modo reactivar una economía que entró en recesión en marzo, una situación que en principio durará varios meses, destacó la Deutsche Welle. 

Según los datos del Instituto de Enfermedades Infecciosas (RKI), Alemania presenta hasta el momento 141 mil 672 contagios, así como cuatro mil decesos por la pandemia de coronavirus COVID-19 que ya está "bajo control" y es "manejable", señaló el ministro de Salud, Jens Spahn.

El ratio de infección persona a persona, que mide el promedio de personas contagiadas por cada enfermo de COVID-19, cayó al 0.7 por ciento el viernes, según el Instituto Robert Koch, la autoridad federal que supervisa la evolución de la epidemia.

Esta "etapa ganada" es sin embargo "frágil", advirtió la canciller, quien también estuvo confinada durante dos semanas en su domicilio berlinés tras haber estado en contacto con un médico que dio positivo por COVID-19.

Merkel pide responsabilidad ante relajación de medidas


La canciller federal alemana, Angela Merkel, llamó a los alemanes a la responsabilidad para no “poner en peligro los primeros éxitos” frente a la pandemia de COVID-19, durante el proceso de levantamiento gradual del confinamiento iniciado este lunes.

"No debemos ser descuidados o irresponsables, ni siquiera por un momento", afirmó Merkel en rueda de prensa, luego de advertir que el levantamiento de las restricciones a las que se vio obligado el país por la propagación de la nueva cepa de coronavirus debe ser muy sopesado y armónico.

No puede ser demasiado rápido, dijo sobre el levantamiento, e instó a seguir aún las reglas de distanciamiento social, y a mantenerse todos “alertas y disciplinados” para evitar un nuevo crecimiento de los contagios.

No sabemos cuál va a ser el resultado de la relajación de las medidas, por lo que debemos proceder despacio, recalcó Merkel, al tiempo que subrayó que sería “una vergüenza” para Alemania tener un repunte de la epidemia, como ha sucedido en otros países, y verse forzada a la imposición de un nuevo “cierre total”.

Alemania inició este lunes la primera fase de una operación de levantamiento gradual del confinamiento al que obligó la COVID-19, bajo el supuesto de que la nación tiene “bajo control” la epidemia, pues por segundo día consecutivo el número contagios fue a la baja.

Como parte de la operación, muchas tiendas y comercios de alimentación, librerías o concesionarios de automóviles, entre otros, cuyas superficies no superan los 800 metros cuadrados, reabrieron sus puertas.

El plan de relajación gradual de las medidas fue elaborado por el gobierno de Merkel junto con los dirigentes de los 16 Estados federados del país.

De acuerdo con los datos más recientes del Instituto Robert Koch, la agencia gubernamental encargada del seguimiento de las enfermedades contagiosas en el país bávaro, la pandemia de coronavirus ha dejado a más de 141 mil personas contagiadas y provocado la muerte de más de 4 mil 400.

En la rueda de prensa, Merkel, que estuvo confinada durante dos semanas tras haber estado en contacto con un médico que dio positivo por COVID-19, también pidió mayor transparencia a China sobre la génesis del nuevo coronavirus y prometió solidaridad a Europa, pero bajo los mecanismos de cooperación ya establecidos en los reglamentos de la Unión Europea.

Con esto último, descartó la aceptación de los llamados “coronabonos” o “eurobonos”, que implicarían títulos de deuda europea mutualizada para financiar la economía europea tras la pandemia.



« Notimex »