Banner de aplicaciones

En Escena Personalidades


Papás de Britney Spears también tienen su batalla legal

Papás de Britney Spears también tienen su batalla legal


Publicación:27-04-2021
++--

La progenitora de la princesa del pop aseguraba en su escrito que semejante cantidad era "impropia"

Por si no fuera suficiente con todas las críticas que ha recibido, desde hace ya unos años, el padre de la cantante Britney Spears a cuenta del supuesto aprovechamiento personal e ilegítimo de la situación de tutela económica y legal en que se encuentra su hija, la madre de la intérprete, Lynne, interponía hace unos días una reclamación para evitar que Jamie Spears, su exmarido, recibiera del patrimonio de la artista nada menos que 890.000 dólares en concepto de tasas legales que habría tenido que abonar a sus abogados, de la firma Holland & Knight.

La progenitora de la princesa del pop aseguraba en su escrito que semejante cantidad era "impropia" de los servicios prestados por la firma durante cuatro meses de trabajo y que suponía un abuso flagrante del cargo que ostenta Jamie como corresponsable del particular estatus legal al que se ve sometida Britney, quien prácticamente no puede tomar decisión alguna acerca de sus finanzas, de la crianza de sus hijos y de otros asuntos de índole pública sin su consentimiento.

Sin embargo, el mencionado bufete Holland & Knight no se ha quedado de brazos cruzados ante la ofensiva protagonizada por Lynne Spears, ya que estos han respondido con rotundidad a través de un escrito dirigido al juez que estudia el llamativo caso: una curiosa variante intrafamiliar del complejo conflicto jurídico acerca de la vida personal de Britney Spears, quien tiene 39 años.

A juicio de estos letrados, las críticas de la madre de la cantante carecen de fundamento, están sesgadas por criterios muy personales y basados en la aversión que siente hacia Jamie y, además, buscan una "implicación" artificiosa en la dinámica de la tutela, sobre la que supuestamente Lynne jamás había mostrado interés.

"A pesar de no haberse involucrado nunca en la tutela de su hija -hasta ahora-, Lynne Spears ha presentado unas reclamaciones ligadas a su supuesta implicación en el proceso, que nunca ha existido.

Lynne Spears no actúa en función del bienestar de su hija, no tiene conocimiento alguno de las tasas legales que trae consigo un caso así y ha tratado de crear argumentos ficticios y ridículos que desprecian la complicada naturaleza de una tutela de estas características", dice un extracto del documento al que ha tenido acceso la revista People.



« Especial »