Económico Valores


Gobierno no escucha llamado de auxilio: Canacintra

Gobierno no escucha llamado de auxilio: Canacintra


Publicación:22-03-2021
++--

La industria y el sector productivo del país enfrentan difíciles momentos

CIUDAD DE MÉXICO.- La industria y el sector productivo del país enfrentan difíciles momentos porque el discurso de la esperanza ya es de desesperanza, porque el gobierno federal apuesta a la polarización social y sigue sin escuchar los llamados de auxilio, dijo el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra), Enoch Castellanos.
Al reelegirse por un tercer año al frente de la Cámara, Castellanos afirmó: "Se necesita forzosamente certeza y seguridad y eso le corresponde al gobierno. Seguir apostando a la polarización social, a pasar por encima de la ley cada vez que no se acomoda a lo que queremos, conducirse con odios, partir de datos alternativos a la realidad, intimidar a quienes no se doblegan, solo presagia nuevas y peores tormentas".
Expuso que el discurso actual gubernamental parece que se usa como estrategia electoral para abrir frentes contra todos, pero "administrar los temores de la gente nunca puede ser bandera política, lo mismo con otros poderes de la unión que garantizar equilibrios democráticos".
Agregó que no se puede gobernar bajo la nostalgia del ayer, pero tampoco se puede ver al futuro si no se toman las experiencias del pasado.
Añadió que la pandemia dejó una lección: "la cooperación y el trabajo conjunto pueden hacer la diferencia. Trabajar así no es una señal de debilidad, sino de fortaleza lo que esperamos es que los gobiernos nos convoquen a la unidad y trabajar por mejores causas del país".
Consideró que las decisiones y la política actual ya registran severas consecuencias como son la caída de las inversiones, colapso en cadenas de producción, pequeñas y medianas empresas en situación crítica o que de plano no pudieron sobrevivir.
"A diferencia de casi todos los países del mundo que tienen un nivel de desarrollo como primer mundo o en vías de hacerlo, nuestro llamado de auxilio sigue sin ser escuchado", añadió.
El gobierno federal hace oídos sordos con sus evidentes consecuencias, pero hay autoridades estatales que sí fueron sensibles a la situación, de no haber sido por las entidades se hubieran registrado más afectaciones que las actuales.


« El Universal »