Cultural Educación


Tendrá la UANL un "Bosque Escuela"

Tendrá la UANL un Bosque Escuela
Tienen planeado que el Bosque Escuela se convierta también en un espacio temático de conservación forestal y de esparcimiento para la gente.

Publicación:16-08-2021

TEMA: #UANL  

version androidversion iphone
++--

El Bosque Escuela comprende mil 77 hectáreas de superficie; de esa cantidad, se dañaron con los incendios 150 hectáreas

Monterrey, NL.-El Bosque Escuela de la Universi-dad Autónoma de Nuevo León (UANL), ubicado en la sierra de Iturbide, hace un llamado a la comunidad en general para apadrinar un pi-no o ayudar a sembrarlo en esa zona afectada por los incendios ocurridos en abril.

 Quien desee ayudar a reforestar la zona puede hacer un donativo monetario o inscribirse para sembrar algunos de los cinco mil árboles (mil por hectárea), que busca reforestar el espacio universitario donde acuden investigadores, docentes y estudiantes de la UANL.

 El Director del Centro de Inves-tigación en Producción Agropecuaria (CIPA), Nelson Manzanares Miranda, lanzó la invitación al proyecto “Todos unidos por el Bosque Escuela”, en la que reforestarán una zona de cinco hectáreas en su primera etapa, a partir del 24 de septiembre.

 El Bosque Escuela comprende mil 77 hectáreas de superficie; de esa cantidad, se dañaron con los incendios 150 hectáreas, pero solo nueve hectáreas con una afectación severa. El resto tienen un deterioro moderado bajo o alto.

 “La finalidad es que donen un árbol para el Bosque Escuela. Y como tenemos trabajos de estudio con la Conafor, se requieren árboles adaptados de las especies cembroides y pseudostrobus; árboles que están certificados que no tienen enfermedades”, dijo el Director del CIPA-UANL.

 Un parque temático de conservación

Luego de los incendios, directivos e investigadores de la UANL comenzaron a hacer un recuento de los daños del Bosque Escuela y un programa de restauración con estudios sobre la retención del agua y de la tierra por posibles deslaves de la zona y en el corto plazo.

 En el mediano plazo contemplan la reforestación y el monitoreo de los árboles que son propensos a tener plagas, y un programa de educación ambiental llevado a las escuelas para concientizar a la gente de los daños de los incendios.

 En el largo plazo, y por instrucciones del Rector Rogelio Garza Rivera, tienen planeado que el Bosque Escuela se convierta también en un espacio temático de conservación forestal y de esparcimiento para la gente.

 “Que sea algo temático sobre los manejos de preservación y prevención de los incendios y que la gente pueda hacer senderismo, bicicleta de montaña y pasear por todo el bosque al aire libre”, explicó el doctor Nelson Manzanares.

En promedio, cada pino tiene un costo de 150 pesos, contando el ejemplar, la movilización de la planta y la preparación del suelo. Si desea colaborar puede comunicarse al CIPA al teléfono 8183294000 extensión 1440 o al correo cipa@uanl.com. Apadrina un árbol y sé parte de la reforestación.



« El Porvenir »