Cultural Educación


Promueven pensamiento adaptativo en pandemia

Promueven pensamiento adaptativo en pandemia
Minerva Cázares Escalera, directora fundadora del Centro de Psicología Cognitivo Conductual de Monterrey

Publicación:20-07-2021
TEMA: #UDEM  
version androidversion iphone
++--

Es necesario pensar, sentir y actuar de una forma más adaptativa y racional

 Monterrey, NL.-Derivado de la Pandemia por el Covid-19, Minerva Cázares Escalera, directora fundadora del Centro de Psicología Cognitivo Conductual de Monterrey, señaló que es necesario pensar, sentir y actuar de una forma más adaptativa y racional.

La egresada de la Licenciatura en Psicología de la UDEM, ofreció el Webinar ExaUDEM Pensar-sentir-actuar en pandemia: las diferencias del comportamiento humano ante la adversidad, la semana pasada.

En su conferencia virtual, comparó el pensamiento racional contra el irracional en casos de situaciones límite, como la actual pandemia, que ha modificado la rutina y la forma de vida de las personas alrededor del mundo.

"Esta situación adversa que ha vivido el mundo durante el último año tiene que ver con el COVID-19 en todos los aspectos: a nivel económico, emocional, de salud, de situaciones familiares y laborales que de alguna manera nos han venido a cambiar aquello a lo que estábamos acostumbrados", indicó.

La ponente señaló que, mientras el pensamiento racional está basado en hechos, puede expresar preferencias y fomenta metas personales, el irracional se basa en suposiciones de forma exagerada y fatalista, plantea solo exigencias no adaptativas y obstaculiza los logros personales.

"Los pensamientos racionales no suponen pensamientos optimistas o positivos, pero generarán emociones saludables; puede implicar una preocupación, porque es una enfermedad seria y los casos se están incrementando, porque tengo un familiar enfermo, porque estoy limitada en mi movilidad o en mi trabajo... pero no me impide seguir avanzando", explicó.

Durante su charla, la especialista en Terapia Cognitiva propuso formas para afrontar la adversidad de una manera más adaptativa, por ejemplo, asegurarse de diferenciar entre hechos y suposiciones exageradas sobre sus consecuencias.

Además, poner el problema en perspectiva ayuda a apreciarlo desde otro punto de vista, incluso plantear cómo se verá el problema dentro de un año o dentro de cinco años.

La realidad cambiante que ha provocado la pandemia, en ocasiones, exige evitar pensar a largo plazo, según Cázares Escalera, por lo que es necesario vivir "un día a la vez" para no generar ansiedad ni incertidumbre, esto es, fijarse metas diarias y mantenerse ocupadas y ocupados.

Por último, la especialista aconsejó fomentar emociones positivas, visualizar momentos agradables, pasados o futuros, y buscar agradecer al menos por tres cosas que sucedan cada día.



« El Porvenir »