Cultural Educación


Honra UANL a precursor de música electroacústica

Honra UANL a precursor de música electroacústica
El maestro Ricardo Martínez Leal recibió honores por parte de la Facultad de Música con una placa conmemorativa.

Publicación:26-10-2021

TEMA: #UANL  

version androidversion iphone
++--

El rector de la UANL, Rogelio Garza Rivera, presidió este homenaje que la comunidad universitaria otorgó al Profesor Emérito

Luego de 30 años de recolectar, confeccionar y perfeccionar algunos sofis-ticados instrumentos para conformar el Laboratorio de Música Electroacústica, el maestro Ricardo Martínez Leal recibe honores por parte de la Facultad de Música (FAMUS) al acuñar su nombre en la placa de este espacio.

El rector de la UANL, Rogelio Gar-za Rivera; el Secretario de Extensión y Cultura, José Garza Acuña; y la Coor-dinadora de la FAMUS, Graciela Mi-rna Marroquín Narváez, presidieron este homenaje que la comunidad universitaria otorgó a su Profesor Emérito.

Música es disciplina

En el interior del Laboratorio de Música Electroacústica las ondas electromagnéticas y reacciones fotosintéticas transportan a otra dimensión; es el espacio de un científico musical, donde cabe resaltar que un theremín es el instrumento más ordinario, por decir de alguna manera, en el sitio.

Y para comprobar que estudiar y aprender es divertido, el propio Rector de la UANL tomó en sus manos dos objetos similares a marca textos, que uno también podría confundir con blancas baquetas de innovador diseño, que al agitarlas reaccionan como si en el aire se estuviera acariciando un piano invisible.

Desde la vena del rock

La historia de Martínez Leal con la música es vasta, íntima, emocionante, un ejemplo de que tensar el viento; es decir, el efecto que produce la música puede traducirse a la vida misma.

En 1968, Ricardo Martínez Leal tenía una banda de rock y decidió estudiar formalmente en la entonces Escuela de Música de la Universidad Autónoma de Nuevo León.

En 1976 recibe una beca de la UANL para estudiar en Canadá, país en el que permaneció por espacio de seis años. A su regreso a Monterrey, se desempeñó como docente en varios colegios de la ciudad y en 1987 se incorpora como profesor de la Facultad de Música de la UANL, por invitación del maestro Ricardo Gómez Chavarría.

“El maestro Gómez me pidió ayudarle con los planes de estudio, restructurar contenidos para que la escuela pasará a ser facultad y pudiera impartirse una licenciatura”, expresó.

La experiencia sónica

Ricardo Martínez anima a sus estudiantes a investigar por su cuenta, subrayándoles las bondades de la virtualidad en cuanto a estudio teórico se refiere.

 “Les digo a mis estudiantes que lo que yo aprendí en 10 años ellos lo tienen que aprender en un semestre, y todo el material que yo batallé años en conseguir ellos con un click ya lo descargan. Les digo que no tienen excusa para no investigar las tareas. Para conseguir una partitura me tardaba a veces cinco años, y en muchas ocasiones en ello usé mis ahorros”, detalló Martínez Leal.

 Frente a las bondades de la virtualidad, el Profesor Emérito de la UANL aconsejó a los estudiantes ir a buscar experiencias, como hiciera él en el extranjero.

“Aún y que ahora pueden tomar un curso con algún profesor europeo me-diante la virtualidad, yo les recomiendo ir a buscar la experiencia de estar en un país extranjero, con un idioma ex-tranjero y una cultura distinta, la manera de entender, la manera de vivir, ex-periencia humana invaluable, independientemente del profesional, es una ex-periencia humana que a final de cuentas te viene a pegar en lo profesional también porque valoras muchas cosas que de otra manera no las valoras”, instó el homenajeado.



« El Porvenir »