Legal


Trabaja en pro de una estabilidad en la sociedad


Publicacion:06-02-2018

+ + - -

Claudia Janeth Rodr铆guez Race nace con estrella legal, siempre laborando en pro de una estabilidad en la sociedad.

Amante del bien hacia los demás y siempre viendo por su prójimo, es por lo que Claudia Janeth Rodríguez Race nace con estrella legal, siempre laborando en pro de una estabilidad en la sociedad.

Adoptando el Derecho como parte de ella, esto por lo aprendido en el seno de su hogar en Allende, ya que veía en su padre un fuerte amor por los desvalidos y los desprotegidos, ella se hace en el mundo legal de manera natural.

Su visión siempre fue la de poder apoyar a la sociedad, llevando en sí el que se imponga el Estado de Derecho, claro, siempre con rectitud y con una idea de mejora constante.

Nuestra entrevistada nace un 7 de abril de 1977, es egresada de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad Autónoma de Nuevo León, Generación 1995-2000.

Se ha hecho en el mundo legal a base de empeño y trabajo constante, gusta de poder desprenderse lo más valiosa para ella, que es su tiempo, pues casada, con hijos y una carrera prometedora, se da hasta tiempo para realizar actividades por bono.

Por igual como lo ha hecho desde estudiante, ya litiga, da asesoría legal, ejerce el derecho notarial y hasta  de contratos, pero en sinergia con otros abogados como  Francisco Bustillos, logran hacer brigadas jurídicas, donde toman casos de las personas de escasos recursos para poder apoyarlos.

Como mujer del derecho siempre ha estado más inclinada al área notarial, civil, todo lo que tenga que ver con contratos.

Le gusta mucho y últimamente ha estado  más enfocada en el área administrativa y las actividades del derecho y la vida política de la región.

Su visión en la vida es humana y social, una herencia bien marcada por sus padres Juan Ángel Rodríguez Rodríguez y Reyna Alicia Race Morales, a quienes veía como realizaban apoyos sociales desde la casa.

“Desde hace mucho siempre me ha gustado como ver ahora que soy mamá con más razón, el tema social y los niños y eso de los divorcios no es que me guste sino que me gusta ver que los niños estén arropados sin maltrato, aparte he estado en empresas privadas y sin querer te vas enrolando por donde la vida te lleva y he estado más en contratos y por eso he estado en notarial y es por esta rama donde me encaminé”.

“Cuando estaba en la secundaria recuerdo mucho a una maestra de español que me daba clases, ella era Juana Rodríguez. Ella nos puso una dinámica de cómo nos veíamos en cinco años y que quieres para tu vida, y recuerdo que nunca pensó que le fuera a escribir lo que hice, yo en ese momento le dije que yo quería adoptar un hijo, sin saber si podía tener o no, y quería adorarlo porque me daba mucha termita ver a los niños de la calle sin familia y sin tener un regalo de Navidad y como que desde la secundaria se me despertó un poco el área social y más adelante te vas dando cuenta y cuando estaba en la preparatoria  me di cuenta que era el abogado el que defiende y pues desde ahí lo decidí, el ser abogada”.

Aún sin saber el concept, ya desde la secundaria se fijo la meta de defender a los demás.

“Desde chica, típico que las profesiones que todo mundo quiere ser son abogado y doctor, peor desde esa etapa me gustaba mucho eso de ayudar. Mi papá tenía una tienda, soy de Allende y allá teníamos una tienda y mi papá ayudaba a ciertas familias necesitadas de vez en cuando les llevaba despensas  y creo que desde ahí  viendo a mi papá ayudar. Cuando yo me iba a casar mi novio siempre decía que mi casa parecía que había fiesta porque siempre cada  que iba había mucha gente. Actualmente sigue igual y cuando vas siempre hay mucha gente, que van a comer a cenar a platicar, primos tíos y siempre llegan, así que  desde mi familia siempre vi que mis padres siempre han sido así de apoyar a los demás y no por qué lo necesitan sino porque ellos siempre llegan a casa de mis papás”.

Como jovencita siempre quería ayudar y donde está y a donde va, así lo hace.

“Siempre ayudo. Estuve un tiempo en Houston en el Consulado y allá pertenecí a la asociación llamada LASO que era de Latín American Students Organization. Esta asociación era para perpetuar la cultura mexicana entre los latinos, en Estados Unidos”.

“Aquí en Allende estuve en otra asociación, llamada Juventud con Sentido, aquí en Monterrey padrinos de Nuevo León, es decir que siempre he estado en asociaciones. Y aunque no estuviera en asociaciones, hay una escuela en Allende que es para niños especiales o de diferente capacidad y ahí daba clases de computación”.

Incluso el tiempo en el que se retira un poco de trabajo porque nacieron sus cuates y se aleja un poco del litigio, desarrolló actividades de crecimiento social en pro de la comunidad.

“Siempre he sido muy activa, por ejemplo con las mamás del colegio organizaba actividades como ir a hospitales y así  ese tipo de actividades, me gusta mucho la labor social. Siempre soy la que organiza y otras me siguen la corriente, entonces siempre he estado en ello, no lo público ni nada porque no me gusta mostrarlo pero siempre he estado tanto de ayudar, mi papá es así y aunque en ese tiempo me enojaba porque yo sentía que le veían la cara porque les ayudaba varias veces a las mismas personas, pero pues lo termine viendo como algo normal el ayudar por naturaleza no por lo aún recibes. El patrón de mi familia que ayuda es el que yo sigo aún”.

Como mujer goza de esa sensibilidad a flor de piel de poder ver y tratara de ayudar a los demás”.

 

MUJER DE RETOS

Bajo la visión de que esta carrera implica mucho esfuerzo, desde adolescente sabía que abría de asumir retos y así poco a poco los fue desarrollando, esto haciendo así una carrera prometedora.

“Mis prácticas empezaron en Defensoría de oficio, hice mi servicio social y me quede un tiempo, después junto con un amigo de Allende pusimos un despacho y es que ese es el sueño de todo nuevo abogado poner un despacho con los compañeros de generación y empecé con él en Rodríguez & Asociados, y es que el también era Rodríguez, Aarón Rodríguez así que nos cayo de perlas éramos Rodríguez   Esto era en Allende”.

Estuvo también intercalando entre el despacho y un poco en la Notaria de Allende pero era a ratos pues ya estaba en Allende en el despacho.

Decide después venirse  para acá a Monterrey a dar clases en TEC Milenio donde impartía clases de sociales.

Era preparatoria y es que ya venía  de dar clases también en una preparatoria técnica y daba clases de sociales por su perfil, que  era derecho básicamente y las áreas de sociales como historia.

“Eso de dar clases es bueno porque al platicar con los a alumnos puedes servir de inspiración para algunos y eso me tocó a mí en una época que uno de los alumnos estudio leyes por admiración hacia mí. Eso está bien porque ves que los jóvenes reciben de mi algo positivo y sí se logró titular de abogado, ahora es colega”.

“Así veo que los alumnos son complicados, yo nunca fui maestra de machete, así es que siempre traté de darles dinámicas y creo que si les agradaba, pues tengo recuerdos de pastel los días de mi cumpleaños, y quizá otros cumplían años y sus alumnos le llevaban , pero a mí me llevaban varios salones donde yo impartía clases. Aún ahora lo siguen haciendo a través del Facebook y creo que eso habla bien de mis clases”.

Al llegar a Monterrey, y hacer el cabio de Allende para esta ciudad, se vine a una Notaría, en la Constructora Marfil y Casas GRECO que son los mismos.

Donde  el dueño es de  Atongo a un lado de Allende, es el arquitecto Ramiro Guzmán,  con quien estuvo trabajando en contratos, firmas con  los nuevos dueños de la casa, contratos ante  la Notaría y Banco, haciendo las escrituras, así es que  ahí se queda como cinco o seis años.

En ese tiempo estaba soltera y tenía todo el tiempo del mundo y el dueño casi era familia por la cercanía, pero igualmente aprendió mucho de la carrera de derecho.

“De la constructora  estuve con  Francisco Bustillos cuando estuvo en el Congreso como Director Jurídico y yo, tras bambalinas, lo apoyaba. Ahorita ya estoy con él en la Consultoría Jurídica y Política. Nuestra consultoría de llama Bustillos Barragán & Asociados y ahí estoy bien metida con esa onda jurídica. Aquí soy asociada y abogada titular en el despacho. Aquí veo todo lo notarial, civil y familiar y ahorita un poco de política. De hecho la consultoría es jurídica y política y aunque yo no quería pues es parte de, no tanto que toque unirá un puesto sino de ayudar a los demás y es que Paco también tiene ese don de ayudar”.

“Recuerdo un día que él me comentó que quería hacer una brigada y le dije pues no es época de campaña y me dice, no tiene que ser época de campaña para apoyar a la gente, entonces creo que por eso me identifico con él porque le gusta ayudar sin buscar recibir nada, el ayuda a gente y hace cosas sin decir, guardando siempre  respeto por la persona  a quien benefició. Así pues los dos somos abogado y poco a poco te vas juntando con las personas afines que tienen tú misma visión de ayuda”.

Como amante de lo social y lo humano sabe que la carrera debe de ser apegada a ver por los demás, a  buscar la mejora constante y dignificar al ser humano en sus demandas, ya que no por ganar se debe de humillar al adversario jurídico.

“Si, pues te das cuenta más directo que cuando eres contador o cualquier otra profesión, este tipo de carrera te ayuda a ver más de cerca lo social, en las injusticias y es ahí donde tienes con tanto directo con la gente” .

“Trabajamos y hacemos actividades pro bono. Ha habido varios, desde gente que no ha tenido, por ejemplo una señora que le estamos ayudando en Guadalupe, ella no tiene escrituras de su casa y si un día llegan a su casa y se lo quitan y de un día a otro llegan y ya no le permitan entrar presume no tiene las escrituras, ver a la gente y a sus hijos pensar que podrían ser mis hijos y me imagino a donde te vas a llevar a tus hijos si eso te pasara , te haces más sensible. Otro caso fue de una chica que a su papá lo mataron y su mamá murió de Cáncer y sus tías los sacaron de la casa porque la casa estaba a nombre de la abuela y  la abuela fue convencida a firmar y los sacaron de su casa, era una niña de 12, una de 14 y un niño de 15”.

“Son este tipo de casos en que e te parte el corazón, pero uno tiene que ayudar a que esos niños a parte de perder a sus padres tan pequeños y ver que la familia, el hermano de tu mamá te corra de tu casa, ellos no saben de escrituras para ellos es su casa, es un gran dolor. En ese caso se fueron a vivir con una tía prima de la mamá y se llevó al grande y a la pequeña y la de en medio se quedo con la abuela y ella estudio y es abogada, pero los otros dos se fueron a Houston, yo los conozco y sé que les fue bien, los tés están casados y con familia, tuvieron una vida buena”.

La jurista no comenta que en el derecho, los abogados siempre buscan lo mejor para sus clientes, y como tal hasta se da el involucramiento total de ellos para con sus clientes, y así como gozan de un triunfo, sienten y les duelen una pérdida en los juzgados.

“Aunque no quieras te involucras, mi esposo es doctor oftalmólogo y también aunque no quiera uno se involucra por más frío que quieras server o siempre eres humano y te llega algo al corazón por más que quieras ocultarlo te pega y más cuando tienes familia”.

“Además esta carrera te obliga a seguir en la capacitación constante, el Derecho es cambiante y tienes que estar actualizándote porque ponen y quitan y derogan, tienes que estar al día. Además ahora tienes que ver muy bien para dónde vas y como te me pues, yo tengo sobrinas que ya están en la época  de carrera y ya están con otro chip ellos son más prácticos y uno tiene que tener mucho cuidado en lo que haces, en lo que dices para poder ser ejemplo para la familia, mis hijos son pequeños, pero ven y escuchan todo lo que hago. Pienso que como fue mi papá un ejemplo, así quiero ser el ejemplo y guía para mis hijos. Hablo más de mi papá porque él es más sensible, sentimental, mi mamá es un poco más dura, pero siempre lo apoya”.

Revela que esposa, ama de casa siempre  ve por  familia, y esto   es lo más  importante, porque la  ven como un ideal de  hacia dónde va y esa imagen dese imprimir con su esfuerzo.

“Como mujer y  madre la carrera me fue muy difícil, porque aún tenemos una cultura machista; incluso las propias mujeres. Una vez me tocó que mis hijos estaban pequeños los cuates estaban bebés y una vez que fui a pedir trabajo no me contrataron porque era mamá así de simple. Era un proyecto federal de agosto a diciembre  el cual gané y no me contrataron por tener hijos”.

 

“Y dije, es increíble que ya me iba a  contratar en el Instituto Estatal de la Mujer, la jefa era la Doctora Ávila, y ella hasta me regañó que si mi esposo aun siendo doctor y demás, y regalándome que quién cuidaría a mis hijos”.

“Que fuere fue darte cuenta que en el propio instituto de la mujer me cerraron la puerta por ser mamá. Y digo como  es posible que en el instituto de la mujer no apoya a una mujer trabajadora, por eso ahora como mamá si yo tengo la oportunidad de apoyar a alguna mujer aunque  sea una, lo hago porque si es mamá y busca trabajo hay que apoyarla. Ahorita es complicado encontrar el apoyo para una madre trabajadora”.

Nos revela que tristemente esta es la realidad que se vive aún en estos días.

Por ello en el bufete con Francisco Bustillos  ella se ha acoplado a laborar bien y firme, hasta  en ocasiones  lleva a sus hijos.

TABLITA

Nombre.- Claudia Janeth Rodríguez Race

Fecha de Nacimiento.- 7 de abril de 1977

Esposo.- Jesús Aliver Barrera  Escamilla

Hijos.-  André y Alex y Natalia Barrera Rodríguez.

Papás.- Juan Ángel Rodríguez Rodríguez y Reyna Alicia Race Morales

Hermanos.- Juan Ángel Rodríguez  Race y Erik David Rodríguez Race.

-Es egresada de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad Autónoma de Nuevo León, Generación 1995-2000.

 



« El Porvenir / Alberto Medina »
No hay comentarios
Para publicar un comentario relacionado a la nota por favor llene todos los campos del siguiente formulario