Cultural Educación


Otorga UANL Honoris Causa a José Sarukhán

Reconocen sus aportacionesReconocen sus aportaciones

Publicacion:27-09-2018

+ + - -

La Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) distinguió con el Doctor Honoris Causa a José Sarukhán Kermez, Ignacio López Tarso y Sergio Ramírez Mercado

Monterrey, NL.-La Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) distinguió con el Doctor Honoris Causa al científico y exrector de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), José Sarukhán Kermez; al actor Ignacio López Tarso y al escritor nicaragüense, Sergio Ramírez Mercado. 

En sesión solemne del Consejo Universitario, el rector de la UANL, Rogelio Garza Rivera, hizo entrega de los reconocimientos a las tres personalidades de las ciencias, artes escénicas y letras latinoamericanas.

Garza Rivera, indicó que en el marco de las celebraciones por los 85 años de la UANL, otorgan distinciones a Sarukhán Kermez, exrector e Investigador Emérito de la UNAM, y director de la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad (Conabio).

Asimismo, al escritor nicaragüense, Sergio Ramírez Mercado, Premio Cervantes 2017, y el reconocido actor mexicano, Ignacio López Tarso, figura del teatro y de la llamada Época de Oro del cine mexicano, así como de la televisión.

Las ideas y trayectorias de los tres galardonados inspiran a los universitarios a seguir su ejemplo para actuar con responsabilidad en beneficio de la sociedad, señaló el rector de la UANL durante la sesión solemne realizada en el Teatro Universitario.

Sarukhán Kermez se dijo honrado con el Doctor Honoris Causa recibido en la UANL, “porque representa una distinción proveniente de una de las dos o tres mejores universidades públicas de este país”, con la cual siempre ha tenido colaboración científica y académica.

Afirmó que para él es meritorio que se reconozca la creatividad humana en diversas ramas del conocimiento, las artes y las letras y en su caso, lo asume también como un reconocimiento a la UNAM y a la universidad pública del país.

Señaló que sus tutores y alumnos son partícipes de este reconocimiento, así como la UNAM, donde se formó y encabezó, en su momento, como rector.

“El segundo elemento, ha sido mi convicción de que la tarea más importante que tenemos, quienes escogimos la carrera académica, en adición a generar nuevo conocimiento, es la formación de nuevas generaciones de académicos de la mejor calidad posible y considerar que el mejor rédito a esos esfuerzos y a ese tiempo, es que esas nuevas generaciones sean mejores que uno”, enfatizó.

En tanto, el literato nicaragüense, Sergio Ramírez Mercado, al agradecer a la Junta de Gobierno y al Consejo Universitario de la UANL, recordó sus tiempos de universitario en su país, lo que le despertó su creatividad literaria y su activismo político ante injusticias que siguen vigentes en Nicaragua.

La Universidad debe formar profesionales útiles para la sociedad y críticos ante problemas sociales que aquejan a los países latinoamericanos, señaló el escritor centroamericano.

“Nada humano es ajeno a la Universidad, que se debe a una formación integral, capaz de crear a profesionales eficaces y útiles para la sociedad, modernos en el conocimiento y críticos frente a las verdades precocinadas, renovadores del pensamiento, lectores incansables, curiosos sin medida y sensibles ante su entorno, que en América Latina es injusto, con tanta desmesura”, expuso.

En tanto, López Tarso, externó su alegría y ánimo de recibir la venera, toga y birrete, por parte de la UANL y más en Monterrey, donde ha trabajado en todos los espacios teatrales de la ciudad, tierra en la que también ha cultivado amigos.

“He sido un actor que ha conseguido lo que quería”, al interpretar personajes de los grandes clásicos de la literatura, los cuales en su juventud soñaba con plasmarlos en sus escenarios, expresó.

“He leído muchos actores, he deseado muchos personajes, pero la mayoría de ellos, he podido interpretarlos, he sido un hombre muy feliz, hoy uno de los días más felices de mi vida, lo recordaré siempre”, expresó el afamado histrión.

Tras haber recibido hace cinco años una distinción similar en la Universidad de Guadalajara, expresó su beneplácito, por recibir, en presencia de dos de sus hijos Susana y Juan Ignacio, un reconocimiento que contribuye a “una felicidad que sí merezco”.

Previo a la sesión solemne, en el mismo Teatro Universitario, se develaron placas con los nombres de los tres personajes reconocidos hoy por la UANL con el Doctor Honoris Causa.



« Notimex »
No hay comentarios
Para publicar un comentario relacionado a la nota por favor llene todos los campos del siguiente formulario