Opinión Editorial


Posición 30


Publicación:08-07-2019
version androidversion iphone

++--

Yucatán es un estado del sureste mexicano; cuenta con poco mas de 2 millones de habitantes y es gobernado por el panista Mauricio Vila Dosal, quien inició su mandato apenas el año anterior.

El gobernador es el mandatario estatal mejor evaluado, de acuerdo con el sondeo de Massive Caller, que hace este ejercicio dos veces por mes.

¿Por qué Vila es el mejor? ¿Qué lo hace especial como para que ya en algunos círculos lo promuevan como potencial gallo a la presidencia? ¡y para eso falta mucho!

Alcalde de Mérida, diputado local, Vila Dosal ha recorrido mucho en poco tiempo, pues apenas tiene 39 años; es casado, tiene dos hijos. Es abogado con post grado en administración de negocios.

Mauricio Vila es un gobernador que realmente se preocupa de los temas que importan a sus conciudadanos, como el medio ambiente donde ya se aprobó una iniciativa para eliminar bolsas y popotes de plástico y contenedores de unicel en el estado.

Respecto al tema que a todos preocupa, la seguridad, presentó recientemente su plan estatal de seguridad que contempla mayor tecnovigilancia con cámaras  en las calles, drones y postes de voceo público, entre otros, un proyecto donde también participa la iniciativa privada.

Dirá usted que la juventud de Vila sea el detonante de su éxito posicionádolo como el número uno del país; tal vez tenga razón, pero le cuento que la posición dos es para el gobernador de Sinaloa, Quirino Ordaz Coppel, de 56 años y de extracción priista; ya no tan joven como su colega yucateco, pero con una trayectoria que lo respalda: es abogado, fue diputado federal, también es empresario.

Y así me podría ir desmenuzando el top 10 del sondeo.

Jaime Rodríguez Calderón, sí, el gobernador de Nuevo León, se ubica en la posición 30, de un total de 32.

De acuerdo con la propia encuestadora, de marzo de 2019 a la fecha el gobernador independiente no logra calar positivamente en el ánimo ciudadano, pues apenas el 21.9 por ciento de los encuestados aprueba su actuar.

No es de sorprender la posición en la encuesta porque hay tantas promesas por cumplir, tal grado de desencando en temas como la seguridad, sus fricciones con el sector privado y con los diputados, la movilidad en sus diferentes vertientes, la “muerte” de programas sociales como transporte gratuito a estudiantes, y un largo rosario de etcéteras.

Me queda claro que un factor que influyó en el triunfo de Mauricio Vila fue el hartazgo del electorado respecto a los gobiernos priistas que le antecedieron, pero en nueve meses ha logrado mantenerse y ganar adeptos.

En marzo, su nivel de aceptación era de 57 por ciento y hoy es del 64 por ciento.

En su momento, la expectativa del arribo de Rodríguez Calderón fue alta, pero bien pronto se desinfló, empezando con la pifia del cobija gate.

El caso es que la inseguridad no da tregua, ni los incidentes en los centros penitenciarios; seguimos atestiguando casos de nepotismo y seguimos teniendo un pésimo transporte ¿Podrá Jaime Rodríguez caer aún más en el grado de aceptación ciudadana?

Comentarios: nelly.cepedagzz@gmail.com



« Redacción »