Justicia Muertes


Deja ataque armado a soldador muerto

Deja ataque armado a soldador muerto
El ataque a balazos que terminó en una ejecución más se registró ayer al filo de las 19:50 horas, en calles de la Colonia Floridos Bosques del Nogalar

Publicación:18-07-2020
++--

A bordo de un taxi fue trasladado de forma inmediata hacia el Hospital Metropolitano, donde los médicos determinaron que ya había muerto

San Nicolás de los Garza, NL.-Un soldador que tomaba en compañía de un amigo al lado de una frutería, fue ejecutado a balazos por un pistolero que llegó hasta donde se encontraba, en la Colonia Fomerrey 11, en San Nicolás.

El amigo de la víctima lo dejó unos instantes, pues decidió ir a un negocio para comprar comida, sin embargo, en esos momentos escuchó varios disparos y se percató de lo sucedido, por lo que intentó detener al pistolero y al no poder se dirigió hacia donde estaba su amigo para auxiliarlo.

La víctima identificada con el nombre de Cristian Balderas, fue auxiliado y a bordo de un taxi fue trasladado de forma inmediata hacia el Hospital Metropolitano, donde los médicos determinaron que ya había muerto.

Como un hombre güero, que vestía una playera en color azul del equipo de los Tigres y short de mezclilla, piel morena, complexión delgada y de un metro con 60 centímetros de estatura, fue así como el amigo de la víctima describió al pistolero ante las autoridades.

El ataque a balazos que terminó en una ejecución más se registró ayer al filo de las 19:50 horas, en calles de la Colonia Floridos Bosques del Nogalar, en San Nicolás de los Garza.

De acuerdo con la versión del amigo de la víctima ofrecida a las autoridades, él y su amigo estaban ingiriendo bebidas alcohólicas afuera de un domicilio, al lado de la frutería.

En esos momentos le dijo a la víctima mortal que iría a un negocio a comprar comida y se retiró momentáneamente, sin embargo, de forma repentina dijo que escuchó de 4 a 5 disparos y al voltear se percató de lo sucedido.

El amigo de la víctima observó al pistolero e intentó detenerlo, observando que portaba un arma, sin embargo, no logró su objetivo y de inmediato se dirigió hasta donde estaba su amigo para auxiliarlo.

Un taxista que circulaba por el sector y acababa de dejar a un pasajero, escuchó también los disparos, en esos momentos varias personas lo interceptaron y le pidieron su ayuda para que llevara a la víctima a un hospital.

Inmediatamente subieron al soldador al taxi y rápidamente lo trasladó hacia el Hospital Metropolitano, al llegar a la rampa del nosocomio personal médico salió para ayudar a la víctima.

Lamentablemente al revisar sus signos vitales, los doctores determinaron que lamentablemente la víctima ya no presentaba signos vitales, solicitando la intervención de las autoridades competentes.    



« El Porvenir »