Justicia Robos


Caen extorsionadores en Apodaca

Caen extorsionadores en Apodaca
Lugar de los hechos.

Publicación:14-10-2020
++--

En el último de los delitos despojaron de su dinero y un celular al propietario de un taller mecánico.

Tras identificarse como miembros de un grupo criminal para "cobrar piso" a comerciantes, dos integrantes de una banda de extorsionadores fueron detenidos por la Policía de Apodaca.

En el último de los delitos despojaron de su dinero y un celular al propietario de un taller mecánico.

Las autoridades mencionaron que se logró la detención de dos de los implicados, entre ellos una mujer, mientras que dos más lograron emprender la huida.

Indicaron que la casa de seguridad de los delincuentes, fue ubicada por medio del GPS del celular que le robaron al comerciante.

Los ahora detenidos fueron identificados como,Jesús, de 46 años, y Gabriela, de 29, con domicilio en la Colonia Noria Norte.

El denunciante dijo que estaba en su taller mecánico en la Colonia Lomas del Pedregal, a donde llegó un hombre para amenazarlo con una pistola

Explicó que el delincuente junto con la mujer le dijeronque tenía que pagar una cuota, con el argumento de que eran integrante de un grupo de la delincuencia organizada.

Ante el temor que sintió, el denunciante le entregó 500 pesos y su celular personal.

Al tener el dinero en su poder los extorsionadores se dieron a la fuga.

Fue en ese momento que el comerciante, se percató que estaban dos hombres más esperándolos en un automóvil sedán.

Los hechos ocasionaron la movilización de unidades de la policía preventiva, quienes los ubicaron en una casa ubicada en las calles Privada Ocotlán y Chapala, en la Colonia Lomas del Pedregal.

Los oficiales llegaron a la ubicación indicada, donde encontraron en la calle a dos hombres y una mujer ingiriendo bebidas embriagantes.

Cuando avanzaba la unidad policial hacia los tres sospechosos, uno de los dos hombres corrió para escapar y subió por los techos de las casas, y fue identificado como quien entró al negocio del afectado para amenazarlo.

Mencionaron que, para evitar ser detenido el delincuentesacó una pistola, que resultó ser de postas y entre los dos amenazaron de muerte a los policías con palabras altisonantes.

Los uniformados convencieron al agresor de que arrojara al piso la pistola y procedieron a detenerlos.

Enseguida los trasladaron ante un agente del Ministerio Público, donde se deslindarán responsabilidades.

 




« El Porvenir »