En Escena Música


Obligan a Hilaria Baldwin a confesar que no es española


Publicación:28-12-2020
++--

La maestra de yoga se vio obligada a dar explicaciones acerca de sus orígenes después de que se la acusara de explotar sus raíces españolas.

Este fin de semana Hilaria Baldwin se vio envuelta en una polémica en redes sociales por sus orígenes, que habían sido puestos en tela de juicio tras salir a la luz varios videos suyos en los que parecía hablar inglés con un marcado acento español o con una dicción perfecta, dependiendo de la ocasión.

En consecuencia, la esposa de Alec Baldwin decidió compartir un par de publicaciones en Instagram en las que explica que nació en Boston y pasó su infancia entre Estados Unidos y España, donde a día de hoy reside gran parte de su familia inmediata. Eso implica que creció hablando tanto inglés como español, al igual que lo están haciendo ahora sus cinco hijos, a los que su marido y ella tratan de criar en un hogar completamente bilingüe.

"No comprendo cómo esto ha podido convertirse en algo tan grande", ha asegurado Hilaria en la segunda grabación con la que ha tratado de arrojar algo de luz sobre la confusión en torno a su vida. "Dicen que he dicho que mi madre y toda mi familia son españoles, pero nunca he afirmado tal cosa, porque mi familia es una mezcla. Y nos sentimos muy orgullosos de que así sea, porque es algo maravilloso".

Hilaria también reconoció que su acento varía si se siente nerviosa y que siempre se ha sentido insegura por ello, así que suele tratar de hablar de la forma más clara posible en ambos idiomas. Uno de los rumores que han venido circulando acerca de su persona hace referencia a su 'verdadero nombre' y, según ha querido aclarar ahora, es cierto que durante una etapa de su vida utilizó indistintamente Hillary o Hilaria, dependiendo del lugar en que se encontrara.

o arreglé todo y la verdad es que me identifico más con Hilaria", explicó con paciencia.

La conclusión a la que llegó es que a día de hoy la sociedad todavía se empeña en categorizar a las personas e intentar que encajen en un estereotipo muy limitado.

"La gente quiere colgarme la etiqueta de americana o española, como si no pudiera llevar las dos", lamentó. "Puede que yo no me parezca a nadie que hayan visto antes, ¿pero no es esa la belleza de la diversidad?".



« Especial »