Deportes Atletismo


Atletas viven una vida extraña en casa

Atletas viven una vida extraña en casa


Publicación:21-03-2020
++--

Desarrollan sesiones de entrenamiento en áreas poco adecuadas en lugar de una pista o campo, a causa de la pandemia de COVID-19.

México.- Es una sensación extraña la que experimentan por primera vez algunos atletas de talla mundial por estar en casa, por desarrollar sesiones de entrenamiento en áreas poco adecuadas en lugar de una pista o campo, a causa de la pandemia de COVID-19.

"Es la primera vez en mi carrera deportiva en entrenar sin un objetivo", compartió el catarí Mutaz Barshim, ganador de la medalla de oro en salto de altura en los Campeonatos Mundiales Londres 2017 y Doha 2020, y plata en los Juegos Olímpicos Río 2016.

Barshim, quien se espera sea un protagonista en Tokio 2020, lamentó no poder acceder a ninguna de las instalaciones para entrenar y, además, tiene que acortar las sesiones de práctica.

Abundó que vive una situación extraña y le desconcierta desconocer cuándo va a ser su primera competencia al concluir este periodo de aislamiento en casa. "No sé si habrá Juegos Olímpicos. Es difícil mantenerse motivado sin un objetivo hacia el cual debo trabajar".

En medio de todo eso, comentó que es una persona que acostumbra estar en casa y que en momentos como estos, la salud es la máxima prioridad. "Escuchen a las autoridades y cumplan con las instrucciones y las advertencias para prevenir la propagación del virus", recomendó.

A su vez, el francés Renaud Lavillenie, ganador de la medalla de oro en salto con garrocha en los Juegos Olímpicos Londres 2012 y plata en Río 2016, compartió un video donde plasma su entrenamiento.

Ubicado en el patio trasero de su hogar, el atleta galo permitió que su hermana se subiera a sus hombros y luego hizo una sesión de cuclillas, lo cual es parte de sus ejercicios que hace en casa.

Por su parte, la inglesa Dina Asher-Smith, medalla de oro en los 200 metros planos en el Campeonato Mundial de Atletismo Doha 2019, recordó que estos tiempos nuevos e inciertos subrayan la fragilidad de la vida.

"Con la cancelación actual de muchos eventos deportivos y el cierre real de muchos espacios públicos nos sentimos humildes y recordamos que lo que hacemos como profesionales y disfrutamos regularmente como público, es un lujo", expresó a The Telegraph.



« Notimex »