Cultural Literatura


Un acercamiento a la justicia a través de la literatura


Publicación:25-01-2020
++--

El ciclo Literatura y Justicia reunirá a destacados escritores como Paco Ignacio Taibo II y Élmer Mendoza, entre otros 

México.— Gerardo Laveaga, director general del Instituto Nacional de Ciencias Penales (Inacipe), señaló que a diferencia de la justicia, en la que no se pueden ventilar muchos problemas porque todo requiere un soporte, como cuáles fueron los hechos, si hay pruebas o no las hay, la literatura es imaginación pura, aunque a veces "es mucho más acertada que todos los expedientes". 

      Para dirimir lo anterior, se llevará a cabo el ciclo "Literatura y Justicia. Combinación a Debate", organizado por el Inacipe y el Fondo de Cultura Económica (FCE), del 29 al 31 de enero en el Centro Cultural Bella Época, en el que especialistas y escritores, como Paco Ignacio Taibo II, Élmer Mendoza y Bernardo Bolaños, entre otros, dialogarán en diversas mesas.

      De acuerdo con Laveaga, "la literatura lleva al lector a conocer por qué roba el que roba, por qué mata el que mata, y a lo mejor en el ámbito de los expedientes judiciales no está claro, pues un testigo dice una cosa y otro declara otra, y la literatura puede penetrar mucho más la mente criminal, pero también la mente del juzgador, del policía y del juez”.  

      Sostuvo que la literatura es una fantástica forma de acercarse a todo, "y en este caso nos acercamos a la justicia, soy abogado, doctor en derecho y me gusta mucho el tema jurídico, pero también soy escritor y he publicado algunos libros como Justicia, en el que cuento cosas que no podría contar como abogado”.

      Abundó que como escritor se tiene una gran cantidad de licencias y cuando uno contrasta el mundo jurídico o recio de las leyes, de las jurisprudencias y de los códigos, con la imaginación, “qué piensa un juez cuando se va a dormir, cuando está con su mujer y de qué platica con su esposa, y la literatura nos ayuda a abrir espacios y a ver lo que no podríamos ver en los expedientes”.

Cinco mesas de debate

El director general del Inacipe destacó a Notimex que los invitados que estarán en las mesas de debate que conforman el ciclo son todos expertos, y los que están en su ámbito son profesionales, por ejemplo, el escritor Élmer Mendoza, Bernardo Esquinca o el propio Paco Ignacio Taibo II.

      “Son personas intachables, que han dedicado sus vidas a la literatura, a la exploración de mentalidades criminales, y todos los que están en el programa ninguno sobra, puede que falten, pero también son tres días en que hay voces muy representativas y emblemáticas de la justicia y la literatura”, detalló Gerardo Laveaga.

      El autor de El sueño de Inocencio manifestó que las voces de la justicia contarán con la presencia del juez Ricardo Guzmán Wolffer, quien es un juzgador y además escribe novela negra, y otro es Eduardo Luis Feher, quien escribe y es jurista.

      “Creo que será una muy afortunada combinación y una unión de fuerzas”, dijo, al añadir que los temas de las mesas son muy interesantes como “Claves de la novela negra”, “Miradas literarias a las ciencias penales”, “Las leyes en la literatura”, “La violencia en México desde el periodismo y la cinematografía” y Justicia para adolescentes y literatura juvenil”.

      El narrador comentó que uno de los temas que seguro se abordarán durante las mesas será el caso del joven de Torreón, de 11 años de edad, que llevó una pistola de su abuelo al colegio y mató a su maestra e hirió a sus compañeros.

      “Por qué lo hizo, qué dice el Derecho, pues uno ve el código y el joven es inimputable por esto y por esto, no podría ir aquí, pero podría ir allá, pero eso no me dice nada porque yo quiero entender qué pasa por la cabeza de ese chavo, y eso no lo vamos a saber nunca, porque ya está muerto, pero la literatura sí nos puede dar luces”, indicó.

      Gerardo Laveaga apuntó que la literatura “nos puede dar pistas de qué pasó por la cabeza de la abuela, del abuelo, del joven, qué fue lo que faltó, y en ese sentido grandes autores de todos los tiempos, como Édgar Allan Poe o Agatha Christie nos han ayudado a entender la mente criminal, pero también la judicial y policial, y eso nos ayuda a armar casos”.



« Notimex »