Cultural Más Cultural


Errores comunes que cometes al hacer huevos estrellados

Errores comunes que cometes al hacer huevos estrellados


Publicación:28-07-2022
++--

Te traemos una lista de algunas malas prácticas cuando se trata de cocinarlos

CIUDAD DE MÉXICO.- Los huevos son uno de los alimentos favoritos de las familias mexicanas pues una de sus bondades es que se pueden preparar en múltiples presentaciones. Sin embargo, una de las más populares, y la favorita de millones, son los huevos estrellados, platillo que consiste en dejar las yemas al centro y las claras alrededor y que puede ser acompañado por una porción de otro alimento como arroz, frijoles o ensaladas. ¿Crees que eres un experto cocinándolos? Puede que no sea así y estés cometiendo algunos errores.
Dado que los huevos estrellados son considerados un desayuno predilecto y un platillo nutritivo, en "Menú" de EL UNIVERSAL te traemos una lista de algunas malas prácticas cuando se trata de cocinarlos, y te enseñamos a corregirlas para que la próxima vez degustes este alimento de la manera más rica y saludable.
1. Consumir huevos que no están frescos
Es importante saber que los huevos tienen fecha de caducidad y, entre más tiempo pasen sin ser consumidos, mayores son las posibilidades de que pierdan sus nutrientes. Y no solo eso, el consumo de un huevo echado a perder puede exponerte a contraer salmonella, así lo informa el Instituto de Estudios del Huevo.
Para que tomes tus precauciones, de acuerdo con lo que menciona la Agencia de Normas Alimentarias de Reino Unido, los huevos permanecen frescos alrededor de 28 días y no es recomendable el consumo después de ese periodo.
Lo mejor que puedes hacer es comprar tus huevos y dejarlos en un lugar fresco en donde puedan mantener una temperatura estable para que se conserven mejor, así lo recomienda la Administración de Alimentos y Medicamentos Estadounidense (FDA). Y cuando los compres verifica su fecha de caducidad, que la cáscara no esté agrietada o polvosa.
2. Usar un sartén dañado
Aunque no lo creas, utilizar el sartén equivocado puede provocar que la coacción del huevo no sea la adecuada y sea más difícil de cocinar. Por eso, lo mejor es usar un sartén antiadherente o de teflón para lograr una cocción sencilla, rápida y nutritiva. Este además facilitará que los huevos estrellados no se peguen.
3. Lavar los huevos
Aunque parezca una práctica muy higiénica, lavar los huevos antes de guardarlos en la despensa o cocinarlos puede ser perjudicial, ya que, como menciona la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), la cáscara en sí misma tiene una estructura permeable por lo que la suciedad del exterior no afecta su contenido, siempre y cuando no esté agrietada. No obstante, al lavarlos, debilitas las propiedades de la retícula de la cáscara y el huevo se expone a bacterias que pueden terminar en tu platillo y causarte alguna infección.
4. Usar la cantidad incorrecta de aceite
Si se trata de hacer huevos estrellados, la cantidad de aceite depende del estilo y sazón que busquemos. Si eres de las personas que les gustan los huevos con orilla crujiente, lo recomendable es que el aceite cubra toda la superficie del sartén y dejar que este se caliente antes de agregar los huevos. Pero si prefieres una textura más blanda lo ideal es poner muy poco o nada de aceite.
Como tip adicional, después de cocinarlos, llévalos de inmediato a un plato, esto para que el calor en el sartén no afecte la consistencia que estás buscando.
5. Cocinar los huevos en el microondas
Quizá la sartén y tú no se lleven bien. Sin embargo, es un error pensar que los huevos se pueden cocinar con el microondas. La razón es que cuando lo pongas a calentar la clara y la yema harán presión en el cascarón lo cual provocará que estalle, por lo que se ensuciará tu electrodoméstico y te quedarás sin comida.
De acuerdo con lo que menciona un artículo del Instituto de Estudios del Huevo, lo mejor es no usar el microondas, pero si no tienes otra alternativa, calienta el huevo sin cáscara y utiliza una potencia baja. Eso sí, la textura y sabor no serán los mismos.
Lo que debes saber sobre los huevos
Ahora que conoces estos errores, tómalos en cuenta para no cometerlos la siguiente vez que cocines huevos estrellados. Además desmentimos una serie de mitos para que comas este alimento con tranquilidad.
No importa el color del huevo. Se tiene el mito de que el color importa y que, si es rojo, es mejor. Lo cierto es que organismos como la Profeco han determinado que el color depende de la raza de la gallina y ambos aportan vitaminas A y D, así como zinc, hierro y calcio.
Otro mito es que comer huevo aumenta los niveles de colesterol malo y, por tanto, son un riesgo para la salud cardiovascular. Lo cierto es que toda ingesta de comida en exceso causa daño. No obstante, aunque el huevo tiene colesterol, no es un detonante para dañar al corazón. Lo que sí es importante cuidar son las grasas en la que se cocina y los productos con los que se acompaña como el tocino, así lo reveló el artículo Recomendaciones Dietéticas de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición.


« El Universal »