Cultural Teatro


Conserva como joya primera edición de "Cien Años de Soledad"

Conserva como joya primera edición de Cien Años de Soledad


Publicación:25-07-2020
++--

Para el actor, el libro de Márquez se ha convertido en un amigo que dice, te cuenta cosas.


CIUDAD DE MÉXICO.- El actor Rodrigo Murray conserva, como una joya, la primera edición de "Cien Años de Soledad", de Gabriel García Márquez, un libro que de hace tres años para acá se ha vuelto aún más importante para él debido al monólogo que él protagoniza, "Cincuenta de Cien, Reflexiones de un libro en soledad", que nació en el marco del medio siglo de la publicación más famosa del escritor colombiano.
La puesta en escena volverá hoy pero de manera virtual con una función a las 18 hrs. en la página de Cultura UANL. Durante una conferencia de prensa, Rodrigo, acompañado de los escritores del monólogo Fernando Léon y Nicolás Melini, hablaron de su historia con el libro.
"Cien años de Soledad tiene muchas historias, la personal pero también tiene esta historia de la América Latina lamentable, triste, pareciera que irreparable y que está condenada a la eternidad. Yo tengo la primera edición de Cien años de Soledad y es un libro que pasó por las manos de toda mi familia, de hecho en una de las mudanzas perdió un Márquez (señalando la portada a la que le falta un pedazo) a través de una mordida o no sé qué sucedió, pero aquí está y para mí el libro significa -como ahora lo entiendo-, no lo que significaba a los quince o 16, que era como una cosa de respeto que al haber pasado por las manos de mis padres y mis hermanos era esta cosa casi como cuando un niño va a leer El Quijote en la Biblioteca, ¡Cuidado con ese libro!, es un libro muy importante y en lugar de querer hacerte del libro y estrujarlo y apapacharlo y olerlo y comértelo literalmente, le tienes mucho respeto y lo alejas".
Para el actor, el libro de Márquez se ha convertido en un amigo que dice, te cuenta cosas.
"Cuando bajas la guardia (ante el libro) es muy disfrutable, hay episodios divertidísimos que como se dice en el monólogo, son grandes mariguanadas, y hay otros que son dignos de verse representados en pantalla. Los dos escritores planearon los cincuenta años en un marco histórico de América Latina, y es digno de aplauso de pie porque no es mundial, Cien años de Soledad, si bien es traducido al ruso y a otros idiomas, es una historia que nos pertenece a América Latina".
El monólogo se ha presentado en ciudades de España y Estados Unidos, pero esta tarde podrá disfrutarse desde la página de Cultura UANL.


« El Universal »