Cultural Salud


Adultos mayores peligran en confinamiento

Adultos mayores peligran en confinamiento


Publicación:18-10-2020
++--

Por enfermedades mentales

CIUDAD DE MÉXICO.- Los adultos mayores no sólo se han visto vulnerables por el alto riesgo de contagiarse de Covid-19, sino también el confinamiento ha causado que padezca su salud mental.
De acuerdo con el experto en psiquiatría Javier Olivera Pueyo, los síntomas que padecen las personas de tercera edad están relacionados en su mayoría por el miedo a raíz del aislamiento
El también médico cirujano y secretario de la Sociedad Española de Psicogeriatría expuso que la causa principal de esta sintomatología no es trazada por el número de casos o las estadísticas que marcan los decesos por SARS-CoV-2, sino por el miedo que produjo el aislamiento y la incertidumbre sobre el futuro y la discriminación por la edad, entre otros factores.
Lo que más sorprendió al especialista en neuropsicología y demencia es que hasta la fecha, no se desarrollara una contingencia en el servicio de consultas, pues las personas han optado por reprimir la forma en que se sienten. Un informe reciente de la Organización Mundial de la Salud (OMS) concluyó que la pandemia agravó los sistemas de salud mental en un 93 % a nivel mundial.
"Aún no hemos llegado a recuperar la normalidad en las consultas en ningún momento. Aunque se habla de segunda ola, el virus nunca se ha ido y hay mucho temor en los mayores a acudir a los hospitales", afirmó el experto.
Entre las patologías más frecuentes consideró al deterioro cognitivo, la ansiedad y la depresión, ya que el aislamiento social aguza estos padecimientos pues para el cerebro es fundamental la relación con los demás. "Un cerebro que no habla, no actúa, no se relaciona, empeora en todos los aspectos", ahondó.
Algunas de las preocupaciones más frecuentes alrededor de los pacientes está el hecho de no poder interactuar con sus nietos y de los cuales no pudieron despedirse, pues destensaron el contacto con ellos desde el inicio de la pandemia, aunado al abandono de actividades y el miedo que conlleva la conciencia de que la población mayor a los 60 años es la más susceptible ante los efectos del Covid-19.
"Además, fueron conscientes de que si había falta de respiradores ellos iban a ser, por edad, los primeros descartados. Eso ha sido un motivo de ansiedad y de enfado. Aunque pueda ser lógico que ante una situación de falta de recursos se priorice a los más jóvenes, muchos te dicen: 'Hemos trabajado toda la vida y así nos lo pagan'", detalló el experto.
Olivera Pueyo recomendó prestar atención en señales como la disminución voluntaria a la relación social, ya sea por teléfono o mensajes, del mismo modo si los adultos mayores que nos rodean se niegan a recibir ayuda, la falta de apetito, el descuido personal, la falta de sueño y la irritabilidad.
El doctor lamentó que la salud mental sea catalogada como "la hermana pobre de la medicina", al ser los enfermos mentales los más estigmatizados y discriminados por tacharlos de diferentes, por lo que incitó a la población simpatizar con los adultos mayores y conocer cómo es la vejez y lo que conlleva.


« El Universal »