Aniston muestra su apoyo a Brad en su divorcio de Angelina

Ante el oscuro escenario que enfrenta el actor, cuenta con el apoyo incondicional de Jennifer Aniston, quien está dispuesta a testificar a su favor.

Brad Pitt está pasando por un duro momento en su vida luego de enterarse que, en el juicio que enfrenta contra Angelina Jolie por la custodia de sus hijos, su ex esposa planea testificar sobre el presunto abuso conyugal que sufrió.

Así lo confirmaron fuentes allegadas al ex matrimonio al sitio Page Six, quienes revelaron que el pasado 12 de marzo Angelina presentó documentos judiciales que indicaban que tanto ella como sus hijos estaban dispuestos a ofrecer testimonio y "pruebas y autoridad en apoyo" de sus acusaciones contra Pitt.

La actriz se está "preparada para proporcionar pruebas del abuso", mientras que su hijo mayor, Maddox, ya ha testificado en contra de su padre, y, de acuerdo a diversos reportes, su testimonio "no fue muy halagador".

Sin embargo, de acuerdo al diario británico The Mirror, ante el oscuro escenario que enfrenta el actor, cuenta con el apoyo incondicional de Jennifer Aniston, quien está dispuesta a testificar a favor de Brad en su divorcio con Angelina.

"Tan pronto como las acusaciones de violencia doméstica se hicieron públicas, Jen habló directamente por teléfono con Brad. Quería hacerle saber que estaría allí para él, pase lo que pase, y le ha vuelto a decir que comparecerá ante el tribunal si es necesario, aunque sabe que nunca llegará a eso." declaró una fuente cercana a Jennifer al medio de comunicación.

"Brad ha quedado devastado por las últimas acusaciones de Angelina. Se siente realmente perdido. Las palabras de aliento y apoyo de Jen han llegado en un momento tan tumultuoso de su vida" agregó la misma fuente.

Según los informes, Brad está desconsolado pues ni él o su equipo legal han atacado nunca a Angelina o los niños.

Además, se publicó que el divorcio de Angelina Jolie y Brad Pitt podría llegar a ser uno de los más caros del mundo del espectáculo tan solo en gastos legales, reportó The Daily Mail. Los actores han gastado hasta ahora más de 1 millón de dólares, cada uno, en su proceso de separación, que tras más de cuatro años se ha convertido en uno de los más largos de Hollywood.