Cultural Más Cultural


Empoderamiento femenino es oportunidad para crecer

Shiza ShahidShiza Shahid

Autor:Alejandro Ramírez   |    Publicacion:08-10-2019

+ + - -

“Tenemos que verlo sin miedo y como una oportunidad de crecimiento”

Monterrey, NL.-Sin miedo y como una oportunidad de crecimiento es como se debe ver el empoderamiento femenino en todas las áreas, aseguró Shiza Shahid, co-fundadora de la Fundación Malala.

Shahid impartió un mensaje sobre la importancia del empoderamiento femenino durante su conferencia “Educate, Elevate, Empower: Investing in Girls and Women”, dictada a estudiantes del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey (Itesm).

El evento, organizado por Interna-tional Degree Program Student Association (IDPSA), sostuvo como objetivo promover una herramienta de independencia económica de la mujer, así como dar a conocer una historia de éxito, todo a través de una figura de impacto internacional.

Y se puso sobre la mesa el objetivo de Malala Fund (Fundación Malala), que tiene la finalidad de asegurar el derecho a una educación de calidad a las niñas de al menos 12 años de edad, esto tras asimilar que en el mundo hay 62 millones de niñas que no estudian.

Nacida en la capital de Pakistán, Shiza Shahid comenzó su vida de activista a temprana edad. A pesar de lograr una beca para estudiar a los 18 años en California, Shahid continuó aprendiendo sobre su hogar, particularmente por los problemas que afrontan las mujeres en su país natal. Esto aunado a que, en el 2009, el movimiento talibán destruyó alrededor de 2 mil planteles educativos para niñas, y posteriormente emitieron una orden oficial para evitar que las mujeres atiendan la escuela.

“Cuando crecí en Pakistán era un lugar seguro, pero eventualmente se sentía que me robaban mi hogar hasta el punto de sentir un miedo masivo, especialmente para las mujeres, quienes comenzamos a estar más vulneradas no solo a nuestra integridad moral, sino que también a nuestra educación”, mencionó Shiza.

Fue así que, tras acceder a educación de calidad en otro país, Shahid logró hablar con la activista Malala Yousafzai, a quien le solicitó ayuda y así crear un campamento de verano en donde 26 mujeres jóvenes recibieron doctrinas de empoderamiento para convertirse en activistas y emprendedoras.

“La juventud de cada uno es el poder para agilizar las habilidades de liderazgo para el futuro. Tenemos que tener claro que como jóvenes tenemos acceso a la oportunidad de ser líderes en el mundo, y esto requiere estar abiertos al cambio y abrazar nuevas experiencias y cambiar y reaccionar para darnos cuenta que no sólo hay un camino, sino muchos para lograr aportar algo en este mundo”.

“Mi gran consejo para todos es que vivan sin complejos y con gran coraje para utilizar apropiadamente su juventud mediante decisiones determinantes que trasciendan”, expresó la conferencista en el Auditorio Luis Elizondo.

Además, aprovechó para mencionar que las mujeres aún no están siendo incluidas correctamente en rangos elevados ya sea en empresas o poderes políticos.

“Sabemos que la participación de mujeres en latinoamericana está incrementando, pero México está quedándose atrás y las mujeres no son promovidas y también no están bien pagadas”.

“Muchas personas no creen que esto es un problema, y estudios demuestran que el 60 por ciento de las mujeres mexicanas, así como el 75 por ciento de hombres mexicanos, no creen que la igualdad de género debería ser considerado como un problema que aún falta por atender”, destacó.

Es así como incitó a los jóvenes del Campus Monterrey a retomar prioridades y reconocer que cambios radicales como la igualdad de género proyectan prosperidad a las naciones, pues mencionó que, en el caso de México, la igualdad de oportunidades podría garantizar hasta un 70 por ciento de mejora al Producto Interno Bruto.

“Tenemos que verlo sin miedo y como una oportunidad de crecimiento”, indicó la ponente.

 



« Redacción »
No hay comentarios
Para publicar un comentario relacionado a la nota por favor llene todos los campos del siguiente formulario