Monitor Novedades


Apple, Amazon, Google y la carrera por captar tu rostro


Publicacion:25-03-2019

+ + - -

La tecnología de reconocimiento facial es a la vez innovadora y preocupante

El reconocimiento facial es un floreciente campo de la tecnología que es a la vez emocionante y problemático. Si alguna vez has desbloqueado tu iPhone con solo mirarlo, o has pedido a Facebook o Google que revise un álbum sin clasificar y te muestre las fotos de tus hijos, entonces has visto el reconocimiento facial en acción.

Lo quieras o no, el reconocimiento facial (a veces llamado también "reconocimiento de rostros o de caras") está preparado para desempeñar un papel cada vez más importante en tu vida. Podrían escanear tu rostro en aeropuertos o conciertos, con o sin tu conocimiento. Podrías empezar a recibir anuncios personalizados gracias a las cámaras de los centros comerciales. El reconocimiento facial tiene mucho potencial. Esta tecnología podría ayudar a que los dispositivos para hogares inteligentes se vuelvan aún más inteligentes, te envíen notificaciones basadas en a quién están viendo y te brinden un acceso más conveniente a amigos y familiares.

Pero incluso en el mejor de los casos, el reconocimiento facial plantea interrogantes sobre cuestiones de privacidad. Los expertos tienen un rango de preocupaciones que va desde abusos en la aplicación de la ley, hasta sistemas con prejuicios raciales ocultos, o que piratas informáticos puedan acceder a tu información segura.

Pero, ¿qué es el reconocimiento facial¿, ¿cómo funciona y dónde se encuentra en uso actualmente?,y ¿cuáles son las implicaciones de este sector tecnológico de rápida expansión?.

¿Qué es el reconocimiento facial?

El reconocimiento facial es una forma de autenticación biométrica que utiliza medidas corporales para verificar tu identidad. El reconocimiento facial es un subconjunto de datos biométricos que identifica a las personas mediante la medición de la forma y estructura únicas de sus rostros. Los diferentes sistemas existentes utilizan técnicas distintas, pero en lo fundamental, el reconocimiento facial utiliza los mismos principios que otras técnicas de autenticación biométrica, como los escáneres de huellas digitales y el reconocimiento de voz.

¿Cómo funciona el reconocimiento facial?

Todos los sistemas de reconocimiento facial capturan una imagen bidimensional o tridimensional de la cara de una persona, y luego comparan la información clave de esa imagen con una base de datos de imágenes conocidas. En el caso de las fuerzas policiales, esa base de datos puede ser recopilada de fotografías de identificación policial. En el caso de las cámaras para hogares inteligentes, es probable que los datos provengan de imágenes de personas que has identificado como familiares o amigos a través de la aplicación de la cámara.

Woodrow "Woody" Bledsoe fue el primero en desarrollar un software de reconocimiento facial, para una empresa llamada Panoramic Research en la década de 1960, utilizando imágenes bidimensionales, y con fondos para la investigación provenientes de un organismo de inteligencia anónimo.

Aun ahora, la mayoría de los sistemas de reconocimiento facial dependen de imágenes en 2D, ya sea porque la cámara no tiene la capacidad de capturar información de profundidad —como la longitud de tu nariz o la profundidad de tu cavidad ocular—, o porque la base de datos de referencia consiste de imágenes en 2D, como fotos policiales o de pasaporte.

El reconocimiento facial 2D utiliza principalmente puntos de referencia como la nariz, la boca y los ojos para identificar un rostro, y mide tanto el ancho y la forma de los rasgos, como la distancia que hay entre ellos en la cara. Estas mediciones son convertidas luego en un código numérico mediante un software de reconocimiento facial, que se utiliza para encontrar coincidencias. Este código se conoce como "huella facial" (faceprint).

Este sistema geométrico puede presentar problemas debido a variaciones en el ángulo y en la iluminación. Por ejemplo, la imagen de un rostro captada de frente mostrará una distancia distinta entre la nariz y los ojos que la de un rostro volteado hacia un lado. Este problema se puede atenuar en parte al trasladar la imagen 2D a un modelo 3D y deshacer la rotación.



« Especial »
No hay comentarios
Para publicar un comentario relacionado a la nota por favor llene todos los campos del siguiente formulario