Nacional Presidencia


Alista AMLO subasta de vehículos "fifís”


Publicacion:30-01-2019

+ + - -

Espera obtener 100 millones de pesos en la venta de automóviles de lujo blindados y camionetas blindadas, además de aviones y helicópteros de flotilla

El presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, aseguró que como parte de su plan de austeridad espera obtener 100 millones de pesos en la venta de automóviles de lujo blindados y camionetas blindadas, que llamó "fifís y machuchonas", además de aviones y helicópteros de la flotilla del gobierno federal.

En su conferencia de prensa matutina en Palacio Nacional, López Obrador dijo que el tianguis donde se venderán los vehículos y las aeronaves por medio de subastas se llevará acabo del 23 al 24 de febrero en la Base Aérea Militar de Santa Lucía, Estado de México, y que las ganancias se destinarán a la creación de la Guardia Nacional.

"Vamos a vender aviones, helicópteros y vehículos que ya no necesitamos, porque es otro gobierno. Va a haber un tianguis el 23 y el 24 de febrero, se van a poner en venta vehículos; el tianguis va a estar en el aeropuerto de Santa Lucía", adelantó.

El Jefe del Ejecutivo federal mostró un video con los automóviles, valuados por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), de "líneas fifí" y "líneas machuchonas" que usaron los funcionarios públicos de la pasada administración.

Por ejemplo, mostró un vehículo Audi A8 W12 modelo 2012, con nivel seis de blindaje, por el que se pagó 6.3 millones de pesos y tendrá un precio de salida de 1.9 millones de pesos. También un BMW X5 Security blindado, con el nivel tres, por la que se pagó 2.1 millones pesos y tendrá un precio de salida en la subasta de 761 mil 625 pesos.

De acuerdo con la página del concesionario automotriz, "ofrece sofisticados vehículos blindados y servicios relacionados con la seguridad, combinando una tecnología de vanguardia y unos avanzados conceptos de movilidad".

La administración federal informó que en total subastará 263 vehículos, en los que se incluyen 171 camionetas (la mayoría blindadas o semiblindadas tipo Suburban o Taho), siete tracto camiones (Kenworth y Volvo), 23 Pickup, nueve automóviles compactos, 30 motocicletas (BMW y Harley), 12 camiones (de carga, cisterna y volteo), dos tractores agrícolas (New Holland), dos autobuses (Volvo), cinco remolques, un BMW blindado y un Audi blindado.

El titular del Ejecutivo federal pidió a la Fiscalía General de la República (FGR) y a la Secretaría de Gobernación (Segob) verificar que las personas que compren dichas unidades no se dediquen a actividades ilícitas. "Vamos a tener cuidado, vamos a pedirle ahí a la fiscalía general y a Gobernación que estén pendientes para los que van a comprar, que sea gente que se dedique a actividades lícitas".

Explicó que los días 26 y 27 de abril próximos se pondrá a la venta, también en Santa Lucía, 76 aviones y helicópteros. "Eso es una feria que se va a promover en Santa Lucía con ese propósito. Y también para fondear los recursos de la Guardia Nacional".

Entre las aeronaves del gobierno federal se encuentran las que forman parte de la flota aérea presidencial, —que operaba el Estado Mayor (EMP)—: los aviones Boeing 787-8 José María Morelos y Pavón (que ya se envió a Estados Unidos para su venta), el Boeing 757 Presidente Juárez, así como un Boeing 737-300, un Boeing 737-322, dos Gulfstream III, además de dos Learjet.

La flota aérea de la Presidencia que recibió el gobierno del ex presidente Enrique Peña Nieto (PRI) la componían una avioneta Turbo Commander y un Gulfstream Aerospace G450, así como seis helicópteros Súper Puma y dos Puma.

Varios de estos equipos fueron reemplazados, dejaron de prestar servicio, o se llevaron a otras áreas del gobierno, de acuerdo con información de la anterior administración.

Este martes el Mandatario nacional recordó que desde el inicio de su administración la fórmula para financiar el desarrollo del país se basara en desterrar a la corrupción, así como en aplicar una política de Estado de austeridad republicana.

"Esas son las dos principales fuentes de ingresos del gobierno: lo que vamos a ahorrar en el combate a la corrupción y lo que vamos a ahorrar por terminar con los lujos y el derroche. Estos fondos nos van a permitir financiar el desarrollo, por eso, no a los aumentos de impuestos, no al incremento de deuda, no a los gasolinazos; algunos sostienen que no alcanza", precisó López Obrador.

El Jefe del Ejecutivo federal insistió en que era mucho el robo, el saqueo y la corrupción que existió en la pasada administración.

"Corrupción en la élite del poder, no en el pueblo" 

La corrupción en México "es el fruto podrido del modelo neoliberal", dijo el presidente Andrés Manuel López Obrador al referirse al Índice de Percepción de la Corrupción 2018, publicado por Transparencia Internacional, que ubica a nuestro país en los peores lugares entre 180 naciones.

"Aclaro que la corrupción es en el gobierno y en la élite del poder, no en el pueblo, esa es la paradoja, porque el pueblo de México es de los más honestos del mundo. Lo que pasa es que la clase política, la cúpula económica y el poder económico-político, son de lo más corruptos, o eran de los más corruptos, pero eso es fruto podrido de la política neoliberal que fue una de pillaje, de saqueo", aseguró en su conferencia matutina.

En Palacio Nacional, López Obrador criticó al régimen neoliberal, que fue un desastre para México, porque no hubo crecimiento económico, pero si hubo crecimiento en la pobreza y en la corrupción, precisó.

Dijo que cuando empezó la política de privatización inició la desigualdad como nunca: "¿Saben en qué sexenio creció más la desigualdad? En el sexenio de [Carlos] Salinas, el padre de la desigualdad moderna, hablamos conceptualmente, no es político, es un asunto de fondo".

El Presidente reiteró que las investigaciones por casos de corrupción deben acabarse para no caer en la impunidad, pero reiteró que su gobierno no caerá en la espectacularidad de atrapar a los peces gordos o chivos expiatorios.

En ese contexto, reveló que el ex director del Infonavit ganaba 700 mil pesos mensuales y criticó que el pasado gobierno había gran derroche porque era un "gobierno faraónico, de lujos, de gasto superfluo, improductivo".

"Eran muchas las entradas adicionales. Una cosa era el salario y otra cosa eran bonos y compensaciones. En la suma daban 600, 700 mil pesos", aseveró el presidente en su conferencia de prensa matutina en Palacio Nacional.

Recordó que el compromiso de su administración es el de transparentar la nómina del gobierno federal.

Adelantó que su gobierno prepara un plan para ayudar a los trabajadores que tienen un crédito con el Infonavit, puedan pagarlo y obtener sus escrituras, porque en la actualidad "pagan y pagan y no dejan de pagar, y nunca tienen sus escri-turas", dijo.



« Notimex »
No hay comentarios
Para publicar un comentario relacionado a la nota por favor llene todos los campos del siguiente formulario